Sue Ellen Welfonder - Sólo para un caballero

Visitas: 4221

Crítica realizada por Mariam

En su lecho de muerte, Marjorie MacKay hace prometer a su hija Juliana dos cosas: entregar una carta a Duncan Mackenzie y devolverle el dinero que a lo largo de los años, éste le ha dado para ayudarle a cuidar a sus dos hijos. Juliana no es partidaria de hacer tales cosas, pero sucumbe ante la agonía de su querida madre, así que accede a cumplir tal promesa.

Camino a Kintail sufre un pequeño percance con una oveja, resultado del cual acaba en el lago, herida y sin memoria.

De este modo la encuentra Robbie Mackenzie, el hijo de Duncan, que embelesado por la belleza de la joven, se la lleva con él hacia la propiedad de su padre, Eilean Creag Castle, adonde regresa después de diez largos años fuera de ésta.

Durante estos años ha recorrido las Highlands labrándose su propio nombre, respetado por los hombres y venerado con adoración por las mujeres. Ahora, ya llegado el momento de su regreso para ocupar su lugar al frente del clan Mackenzie y cumplir con su deber, casarse con Euphemia Macleod, hija del líder de otro clan. De este modo sellarán un pacto de alianza entre ambos clanes.

No obstante la aparición de Juliana da al traste con los planes pactados. Inmediatamente surge una atracción sin límites entre ambos jóvenes, pese a las vicisitudes que les rodean. Robbie está comprometido a otra mujer, que además a su llegada se encuentra bajo el techo de Eilean Creag. Una mujer enfermiza, frágil y que desde el principio muestra una ira ilógica por Robbie, mas aún así no le facilita en absoluto la ruptura del compromiso, algo que el laird Mackenzie, Duncan, desaprueba totalmente.

Por otra parte el desconocer la identidad de Juliana es otro problema, ya que ésta va asociada a un antiguo secreto que une a MacKay y Mckenzie, pero la joven no puede recordarlo. De modo que el sentimiento que nace entre Juliana y Robbie se encuentra inmediatamente abocado a la desdicha y una intensa lucha por parte de ambos para vencer todos y cada uno de los obstáculos con que tropiezan en el camino.

Nuevamente Sue Ellen Welfonder teje una historia preciosa enmarcada en la Escocia medieval y entorno a los Mackenzie. Con la magia que ya desplegó en anteriores libros vuelve a retratarnos las Highlands, de tal modo que mientras lees sientes casi como si estuvieras allí.

Entremezclando las descripciones de los páramos, castillos y lagos escoceses con las vivencias de los protagonistas crea una novela que te hace sumergirte literalmente en ella.

El personaje de Robbie es el de un joven que pese al rango que por derecho le corresponde, ha luchado duramente para lograr el respeto por sí mismo. Juliana, es una joven valiente y decidida, que pese a su estado de amnesia, lucha y planta cara ante todo. Por lo que la relación entre la pareja es muy intensa, más aún por la dulzura que muestra en todo momento Robbie, algo que me ha sorprendido, ya que esperaba que su carácter fuera tan explosivo como el de su padre.

Además volvemos a toparnos con Linnet, Sir Marmaduke y Caterine, de modo que conocemos como han transcurrido sus vidas a lo largo de todos estos años. Conocemos a dos personajes que, a mi particularmente, me han encantado por la alegría y travesura que transmiten en todo momento, Arabella y Genis, hijas de Duncan y Linnet, de las que espero Welfonder escriba sus libros porque serían inolvidables, sin duda. Sin olvidar tampoco el personaje de Kenneth, hermano de Juliana, cuyo papel es bastante importante en la novela.

La trama de novela está basada sobre todo en la relación entre Juliana y Robbie, cómo está va cambiando, cómo se van descubriendo nuevos detalles sobre el pasado de la joven. Sin olvidar al resto de personajes, cuyas apariciones marcan el hilo de la historia. Además hay varios secretos a desvelar, el de Euphemia y el de Juliana.

En resumen, me ha parecido una historia preciosa, aunque a mi parecer es más bien la historia de Juliana y Robbie, ya que al margen de cómo se desarrolla la relación entre ambos no hay grandes aspectos a destacar, pero las emociones y sentimientos que transmiten te atraen de tal modo, que es al acabar el libro que descubres no ha habido mayores misterios y que ésta ha girado exclusivamente entorno a ellos.

Uno de los aspectos que más me han gustado en la reaparición de los personajes ya conocidos y ese toque de misticismo y magia que, en mi opinión, desprenden todos los libros de Sue Ellen Welfonder.

---------------------------------------------------------------------------------------------------

Crítica realizada por Rasaosvi

Argumento

Robbie ha estado viajando durante diez años por toda escocia y a llegado la hora de volver a su hogar y hacerse cargo del clan el venado negro. El se ha construido una reputación de guerrero y seductor del cual esta orgulloso. Pero también tenía el deber de casarse con su prometida la hija de otro clan poderoso y con la que llevaba años comprometido. Ahora ya había llegado el momento de asumir todos sus compromisos y convertirse a cara de su padre en un hombre.

Linnet con el don de la videncia tiene desde hace ya varios días unos sueños o visiones donde su hijo Robbie corre serio peligro. En sus sueños aparece una mujer de cabellos rojos, la hija de las llamas y la cual será la esposa de Robbie.

Juliana tiene la misión de devolverle el dinero que durante todos estos años le ha estado enviando Duncan McKenzie a su madre y aunque odie a muerte a ese hombre, no tiene mas remedio que cumplir la ultima voluntad de su madre. Por lo que se dirige hacia allí, a mitad de camino tienen un altercado donde la golpean en la cabeza y pierde parte de su memoria, pero donde la rescata el joven y apuesto Robbie.

Desde el primer momento se siente fuertemente atraída por él. Y aunque sabe que no pueden estar juntos, su cuerpo y su corazón no piensan lo mismo.

Robbie en cuanto ve por a juliana tiene un amor a primera vista. Es lo que quiere en una mujer y luchara por poder casarse con ella, por lo que toma la decisión de no cumplir con la palabra que le dio a su prometida. Por mucho que eso decepcione a su padre.

Opinión

Lo que más me gusta es la pareja de Robbie, Juliana. Es apasionada y sensual. Y con una malvada como enemigo directo. Pues la que es la prometida de Robbie es malvada de naturaleza.

Un libro entretenido y que cierra esta saga. Aunque no tiene la misma fuerza que los dos primeros tan bien esta bien escritos y de manera amena.

Con el desarrollo de los acontecimientos de manera que cada vez se van enredando mas, llega un momento que piensas que realmente juliana y Robbie no pueden casarse pues son hermanos de sangre, y encima ellos no lo sabe, pues Duncan no esta dispuesto ha hablar del pasado.

Solo decir que es entretenida.

Valoración: 3.25/5

Últimos libros añadidos

logo-face

Blog colaborador

banner-marta11

Blog colaborador

banner-sandram

Blog colaborador

banner-los-libros-de-maribel

Blog colaborador

banner-blog-hermanastras