Winston Graham - Ross Poldark

Crítica realizada por Crishi

¿Cómo escribir un comentario sobre este libro sin dejarme influenciar por la famosa serie televisiva? Difícil empresa pero lo intentaré. La serie parece que es clavadita al libro, sería algo así como un “copia y pega” modernizado de excelente calidad. Desde luego esta nueva adaptación no tiene nada que envidiar a la novela Me pregunto si la realidad de este hecho supera la ficción, o si este fenómeno es la excepción que confirma la regla en cuanto a que los libros son siempre mejor que sus adaptaciones.

Evidentemente, teniendo en cuenta que ya llevo vistas las cuatro temporadas es lógico que la lectura de este primer libro se me haya quedado corta, mi visión de las tramas y los personajes es mucho más amplia. Pero si, además, añadimos que apenas hay diferencias entre la serie y la novela, la historia se me está haciendo muy previsible. En todo caso, hasta donde llevo leído, la novela es entretenida y me está gustando bastante.

La historia está estructurada en tres partes que van desde 1783 a 1785, se lee en un santiamén y es una buena lectura veraniega si un@ no se quiere calentar mucho la cabeza. Yo diría que este libro es una gran introducción o exposición de los acontecimientos, donde se nos presenta, posiciona y perfila un suculento plantel de personajes, así como un argumento que va tomando forma y se irá desarrollando en sucesivas entregas.

La sinopsis recoge a grandes rasgos la base de esta novela, pero cuando se rasca en su interior descubrimos otras historias muy suculentas que enganchan bien.

Cuando el capitán Ross Poldark vuelve a Cornualles después de haber luchado en las colonias tras la Guerra de la Independencia de los Estados Unidos, se encuentra con que su padre ha fallecido dejándole una herencia cargada de deudas. Para postre, Elizabeth, el amor de toda su vida, se ha prometido con el primo Francis. Con su vida patas arriba y el corazón partido en dos, el afán de Ross por poner en funcionamiento su mina le obliga a relacionarse tanto con personas de su mismo rango (creándose de paso sus propios enemigos), como con sus propios trabajadores de forma directa, gente pobre de la zona que lucha por sobrevivir y a la que Ross ayuda intentando mejorar sus condiciones laborales y sus problemas personales.

Estaba deseando que Demelza apareciera en escena porque a partir de ese momento la historia se vuelve más bonita. Ross recoge a Demelza siendo casi una niña, le ofrece trabajo en su casa pero él no sabe que la chica está escapando de un pasado plagado de maltratos, lo que también traerá problemas a Ross. Ella acepta y se hace querer por los holgazanes criados de Ross. Demelza es un amor de protagonista, es voluntariosa y muy trabajadora, se adapta bien a un entorno nuevo para ella pero también tiene miedo a no ser aceptada por sus superiores. La transformación de esta protagonista me ha encantado en todos los sentidos. Opino que Demelza está entre lo mejor de este libro.

Al principio la relación de Ross con Demelza es solo la de criada y amo, pero los sentimientos de Demelza cambian por Ross a medida que pasa el tiempo; la chica madura y mira a Ross con otros ojos, sintiendo algo distinto por él… Aquello de que el roce hace el cariño y una cosa lleva a la otra.

Es una relación preciosa que no hay que perderse, primero se crea un mero compañerismo, se podría decir que es una especie de apaño donde llegan a un punto en que no hay diferencias sociales en su relación. Los sentimientos se cuecen a fuego lento y hay unos diálogos muy buenos, todo esto bajo la sombra del antiguo amor de Ross, Elizabeth. Esta amenaza (y otras que surgirán más adelante) desestabiliza su relación y estará siempre presente entre ellos creando nuevas dudas. De hecho, lo siento pero en este punto no me resisto a comentar que todavía los protagonistas se preguntan en el capítulo sexto de la cuarta temporada: “¿Cómo puede ser que dos personas que se quieren tanto se comprendan tan poco?”

Tiene una ambientación excelente. Estás allí, en Cornualles; sintiendo el viento en tu cara, visionando los verdes cottages, pisando las calles de Truro, la tosquedad de Nampara y las mansiones rurales, conociendo las vestimentas y el aspecto físico de los personajes, las minas, los acantilados y el olor del mar… Sin dejar atrás cómo se masca la pobreza, la suciedad y la desigualdad sin ambigüedades.

Por otro lado se hace un retrato social y económico bastante interesante. En este sentido ha colmado mis expectativas cuando el estilo de Winston Graham es sencillo y ligero, estando en consonancia con un contexto histórico real descrito de manera concisa.

Se trata con mucha claridad la diferencia de clases sociales, las relaciones que mantienen los diversos personajes, la forma de vida de sus habitantes, como la minería, la pesca, el saqueo de los barcos que naufragan en sus costas y el contrabando (creo que me estoy adelantado), o la manera de conseguir inversiones para poner en marcha proyectos a razón de los precios del mercado.

El peso de la falta de abolengo, los prejuicios, las habladurías, el ascenso social o la aparición de nuevos ricos dentro de la clase alta son otro gancho muy atractivo para crear conflictos.

En cuanto a Ross Poldark, a ver, si para hablar de él solo me ciño a esta novela el pobre quedaría muy mal parado, y eso no sería justo. Pero, aunque me pese, seré objetiva y pienso que en esta historia Ross no tiene la relevancia, ni la actitud, la fuerza o profundidad que como protagonista se espera de él desde el principio. Resumiendo, Ross me ha resultado distante, no me ha llegado en buena parte pero mejora hacia el final, cuando Demelza aparece en su vida y le hace ver las cosas de otra manera. Me pregunto si será verdad aquello de “dos que se acuestan en el mismo colchón se vuelven de la misma condición”.

Como estoy leyendo Demelza, el segundo libro, mi opinión sobre Ross está cambiando para bien ya que nos encontramos con un protagonista más desarrollado, conocemos sus pensamientos y sentimientos. Todo en él se vuelve algo más íntimo y entregado. Si alguien se ha quedado en el primer libro le animo a que continúe con el segundo, a mi modo de ver está mucho mejor y tiene un arranque bastante bueno.

Poldark es un protagonista atípico, un noble hacendado venido a menos, con sus luces y sus sombras, herido en el corazón a consecuencia de un desengaño amoroso, volcado con las injusticias y defensor de las causas perdidas, en definitiva, un ser totalmente imperfecto pero muy creíble. Nada que ver con el perfil de su primo Francis, el típico noble que no acaba de asumir sus responsabilidades como heredero y derrocha el dinero en apuestas y malas compañías.

Los personajes secundarios son muy variados pero están bien definidos, de modo que las diversas situaciones son fáciles de llevar. Las relaciones están muy bien descritas. Tenemos a George Warleggan, el archienemigo declarado de Ross, a Elizabeth, Francis, Verity, el capitán Blamy, la tía Agatha, los Teague, los criados Prudie y Jud, Zacky, Jinny y Jim, el doctor Choake, Pascoe… En fin, un plantel de secundarios para no aburrirse.

El paisaje y la buena documentación son otros personajes más dentro de la historia.

En definitiva, la novela Ross Poldark es el primer libro de la saga Poldark que consta de doce obras, este libro en concreto consta de tres partes y viene envuelto en una narración muy fluida, un estilo directo y un tejido argumental muy bien urdido. No es una historia romántica al uso, ni tampoco el amor es su eje principal, pero contiene un drama romántico muy potente. Los protagonistas tiene una fuerte personalidad y no solo ellos viven una compleja historia de amor, además, hay otra relación sentimental que surge al hilo de la principal y no es menos polémica. Amén de las que descubriremos más adelante.

Como más arriba, hay muchos elementos que hacen que el amor no sea un tema exclusivo, lo que da pie a disfrutar de numerosas aventuras y desventuras. Es una novela que, al comienzo, atrapa de manera sutil, casi imperceptible, para acabar cayendo en la recta final presa de una trama repleta de vicisitudes de diferente naturaleza.

A lo mejor yo esperaba una prosa diferente, más honda o reflexiva. A lo mejor mis expectativas eran otras. Sin embargo me está pareciendo una historia muy, muy entretenida y solo por esta realidad (que ya es mucho) recomiendo este libro que va de menos a más, invitándote a seguir leyendo el siguiente.

(Posdata: el trabajito que me ha costado no pensar en la dichosa serie televisiva… jejeje).

Otros contenidos de la web

Copyright © 2002 - 2020 rnovelaromantica.com y elrinconromantico.com

| Aviso legal | Política de privacidad | Política de Cookies |