Terri Brisbin - La novia del normando

Valoración:

Crítica realizada por Mc2

Ella no tenía pasado. Él no podía ofrecerle un futuro. William Royce no podía aplacar el deseo que sentía cada vez que miraba a Isabel. A pesar de haber sido golpeada por lo vida, Isabel seguía teniendo un espíritu fuerte que le hacía a Royce desear lo imposible, una vida de oscuros secretos que pudiera vivir junta a ella. Aún no recordaba nada de su pasado, Isabel estaba segura de que Royce, el hombre que le había salvado la vida, había sido caballero.

Por mucho que se esforzara en ocultarlo, se comportaba como un hombre distinguido, que despertaban en ella el anhelo de convertirse en su dama.

Segundo libro de la serie Honor y pasión. En esta nueva novela relacionada con los Dumont nos encontramos a William De Severin, el malvado compinche de Juan, al que pudimos conocer en La esposa de Dumont. Todo el mundo le había dado por muerto, y el único que sabía la verdad era el hombre que había gestado su desaparición.

William De Severin llevaba tres años sirviendo a Orrick de Silloth con una identidad falsa. Se hacía llamar William Royce y, gracias a sus méritos, había alcanzado una buena posición. Sin embargo, seguía viviendo en una pequeña casucha sin grandes lujos, no muy lejos del castillo. Y allí, y gracias a su perro, había localizado el cuerpo inconsciente de una mujer, gravemente herida, a la que no pudo evitar alojar en su pequeña vivienda. Durante día temió que la desconocida sucumbiera a la fiebre, a la pérdida de sangre y a las infecciones. Pero lo peor estaba aún por llegar.

Isabel, pues de alguna manera había que llamarla al sufrir amnesia, debía ocupar un lugar importante en la casa de algún señor. Su cutis, sus pulcras manos y el hecho de hablar el francés de la corte, hacían suponer que se trataba de una mujer de sangre noble, a la que un marido, o un amante, habrían intentado asesinar. William sabe que, pese a la atracción mutua que sienten, nunca podría ofrecerle nada a una mujer como ella. Su sangre es noble, pero nunca podría reclamar sus tierras y títulos sin poner en peligro a su hermana Catherine, oculta con nombre falso en la Abadía de Carlisle. Al mismo tiempo, Isabel no desea casarse sin saber quien es en realidad.

Ninguno de los dos habían previsto que Orrick, y su esposa Margarita, se habían compinchado para emparejarlos, recurriendo a la treta más conocida de la historia: los celos.

Me ha encantado esta segunda historia de la saga. La verdad es que me resultaba en principio dudoso apreciar a un protagonista al que había aborrecido como secundario en La esposa Dumont. Aquí nos lo muestra como un hombre herido, que trata de huir de un pasado del que no se encuentra orgulloso. Fiel a su promesa se ha mantenido alejado de su hermana, de la que sí recibe noticias a través de una tercera persona. Considera que no merece ya ni lujos ni una esposa capaz de perdonar sus actos del pasado. Y, con su honor en juego, trata de alejar todo lo que puede a la mujer herida a la que ha cuidado y protegido durante su convalecencia. Isabel, o en realidad Anne, no tarda mucho en unir las diferentes pesadillas que atormentan sus sueños. Pero la verdad, y la triste existencia que ha tenido de casada, no le permiten tampoco contar la verdad a nadie... y mucho menos a la persona que ha empezado a amar. Entre los secundarios tenemos a Orrick y Margarita, cuya participación nos muestra algunos retazos de su historia que se desarrolla en La amante del Rey.

La puntúo con un 4.5/5.

Otros contenidos de la web

Copyright © 2002 - 2020 rnovelaromantica.com y elrinconromantico.com

| Aviso legal | Política de privacidad | Política de Cookies |