Terri Brisbin - En brazos de un conquistador

Crítica realizada por Mencía

La batalla de Hastings es un hecho histórico que ha dado lugar al comienzo de más de una de nuestras novelas. La lucha entre sajones y normandos, y la política que llevó a cabo el duque de Normandia acerca de los matrimonios pactados, constituyen un buen caldo de cultivo para una novela romántica-histórica. Si además viene recomendada por el editor y la firma una autora de prestigio como es Terri Brisbin, en mi caso, se convierte en una tentación que soy incapaz de resistir.

Me gusta esta autora, su forma de narrar es sencilla pero al mismo tiempo efectiva: sin perderse en tediosas descripciones nos transmite toda la información necesaria para poder disfrutar tanto de la atmósfera que se respiraba en aquella época, como de los sentimientos que van experimentando nuestros protagonistas.

Giles Fizhenry nació en el lado equivocado de la cama. Sabe de valor, voluntad, dominio y sacrificio. Es consciente de sus virtudes y mucho mas de sus carencias. Su mundo ha girado alrededor de las armas y la sangre. Gracias a su habilidad, por fin, tiene la oportunidad de dejar atrás su pasado y arraigarse en una tierra que poder considerar suya. El matrimonio con lady Fayth es la última condición que le impone su rey.

Lady Fayth sufre el asalto a sus tierras y la confirmación que su padre ha muerto entre el estupor y la necesidad de buscar una salida a la terrible situación en que se encuentra. Cuando el conquistador llega a su feudo ella está a punto de contraer matrimonio con un joven sajón, amigo suyo desde la infancia. La escena del primer encuentro de nuestra pareja es impactante, al mismo tiempo que nos da la medida del carácter de los protagonistas.

Obligados al matrimonio, con el recelo de saberse en bandos opuestos, y la voluntad de asegurarse la supervivencia para ellos y los que están bajo su cuidado, Giles Fizhery y lady Fayth se enfrentan al descubrimiento de la pasión que el otro provoca en ellos. Su reacción ante ella es bien distinta. Mientras lady Fayth la vive como una traición a su pasado, su gente, su padre y sus creencias, Giles Fizhery se abraza a ella como esperanza de futuro.

Terri Brisbin gusta de presentar a sus protagonistas masculinos como aguerridos y duros guerreros, pero cuando el amor les toca, se transforman en ese tipo de hombres que sin renunciar a sus principios son capaces de entregarse de forma plena.

En brazos del conquistador es fuerza, contención y pasión; lucha interior, reflexión y aceptación. Sin duda me hubiera gustado que tuviera mas páginas, uno de los inconvenientes de ser una novela corta es que no da margen para recrearse ni profundizar en exceso, pero me conformaré pensando, que si bien no sacia, nos permite volver a degustar una combinación bien aromatizada de los suculentos ingredientes a los que solemos ser adictas.

 

 

Otros contenidos de la web

Copyright © 2002 - 2020 rnovelaromantica.com y elrinconromantico.com

| Aviso legal | Política de privacidad | Política de Cookies |