Teresa Medeiros - Tuya hasta el amanecer

Crítica realizada por Maddy

Gabriel, futuro conde de Sheffield es un apuesto y arrogante caballero de la sociedad londinense, cuyo indiscutible atractivo ha cautivado a más de una dama. Pero no es hasta en uno de los famosos bailes de la temporada cuando conoce a la mujer que le roba el corazón, la señorita Cecily March. Desde entonces comienza una relación plátonica entre ambos en la cuál se intercambian correspondencia. Gabriel, sientiendo que ha encontrado a la mujer con la que quiere pasar el resto de sus días, le ofrece matrimonio a Cecily no lo acepta inmediatamente, se encuentra un tanto desconcertada por la proposición de Gabriel, no puede dejar de recordar que es uno de los mayores seductores del país, ¿y si en realidad tan sólo quiere seducirla y después deshecharla? Siguiendo esta línea de pensamiento decidé poner el amor de Gabriel a prueba, debe demostrarle que es más que un simple señorito rico y malcriado. En esa época la marina está reclutando gente para ir a luchar contra Napoleón, y a Gabriel no se le ocurre otra idea mejor que alistarse al ejercito.

A su vuelta, lo hace como un auténtico héroe, pero lamentablemente herido y ciego. Y por si fuera poco, su amada no hace acto de presencia, algo que lo sume en una profunda depresión, sintiéndose un horrible monstruo se recluye en la casa de campo de su familia. Es así como la joven Samantha Wickersham se lo encuentra, en la más horrible penumbra dentro de una sucia y dejada mansión en el corazón de Inglaterra. Llevada por su ansia de ayudar Samantha se convierte en la enfermera del futuro conde, con un empeño férreo en que él se adapte a su nueva condición de ciego, le ayuda a tomar consciencia de su situación y poco a poco el empeño de la dulce y tenaz Samantha saca a Gabriel de su oscuro estado.

Este empeño y dedicación hacia su persona hacen mella en Gabriel, cada amanecer se levanta con más ganas de encontrarse con su enfermera y pasar el día juntos, siente como el amor y el cariño hacia ella crecen en su pecho, hasta darse cuenta que de que se encuentra irremediablemente enamorado de la única mujer que no ha tenido ocasión de ver. Este amor que siente el caballero le es totalmente correspondido por Samantha, Gabriel es más de lo que una mujer podría desear.

Cuando todo parece que han encontrado el lugar que le corresponde en el mundo, una inmejorable noticia entorpece la relación entre ambos: Gabriel recuperará la vista en un futuro casi inmediato. Y justo en ese mismo instante, Samantha tendrá que abandonarlo, sino quiere que su más negro secreto sea desvelado.


La primera y única novela de Teresa Medeiros que he leído, y debo decir que ha sido un gran descubrimiento para mí. La dulzura y ternura que emana de esta historia es embriagadora. Aparentemente, se nos presenta como una trama sencilla, sin grandes complicaciones, pero son tantos los sentimientos y las emociones que la autora nos despierta al leerla que pasas las páginas sin casi advertir que te las has leído entera. Me has gustado el personaje de Samantha, una mujer con una fé inquebrantable, y una lucha constante por mejorar la vida del hombre al que ama.

Por otra parte, el personaje de Gabriel solamente lo puedo describir como encantador, un hombre que ha perdido la fé en la vida y en el amor, que un momento determinado se deja arropar por la sencillez y la calidez que le ofrece una simple enfermera, y cuando se enamora totalmente de ella, es capaz de dejar a un lado todos los incovenientes y prejucios que supondría casarse con ella, no duda en ningún momento en ofrecerle matrimonio y con el, toda su fortuna y su corazón.

Si algún día os apetece vivir un momento sumamente agradable y dulce, leer la historia de Gabriel y Samantha, os dejará con un buen sabor de boca.

-----------------------

Crítica realizada por Mariflor

No sé si sólo soy yo, pero tengo un problema con Teresa Medeiros. Sin importar qué defectos tengan los argumentos de sus libros, siempre me resultan lecturas satisfactorias. Sí, tiene finales obvios. Sí, ya leímos lo mismo 20.000 veces. Y otra lista de etc. Pero siempre, siempre, siempre sus personajes me van a gustar. Siempre me voy a preocupar por ellos. Siempre voy a derramar una lagrimita o dos en algún punto de la historia y me voy a reír con ellos. Y claro que no voy a poder soltar el libro hasta acabarlo.

Tuya hasta el amanecer no es diferente a los otros libros de Medeiros.

¿Qué hace que uno de los herederos más admirado, guapo, rico y querido del mundo social londinense decida unirse al ejercito, embarcarse para la batalla sin ningún tipo de ventaja para hacerse por sí mismo?

¿Locura temporal?; ¿deseos suicidas? No, no... Amor, por supuesto. La amada de Gabriel Fairchild le exige que para probar su amor, le demuestre que es hombre suficiente.

Pero para Gabriel las cosas no resultaron cómo en los cuentos (al principio, claro). Herido gravemente en la batalla de Trafalgar, queda ciego en una cama de hospital. Su amada lo abandona, su familia lo compadece y él se vuelve poco a poco un tipo amargo. Se encierra en su casa, rompe los muebles cada vez que quiere desplazarse porque es más fácil que aprenderse de memoria donde están y se dedica a ser un cerdo con sus empleados. Entiendanlo, no tiene corazón. Se lo rompieron. Y encima, por si no lo dije antes, está ciego y no le gusta.

Su administrador, procupado, contrata una enfermera. Samantha Apellidolargo toma las riendas de la vida de Gabriel sólo para mostrarle cómo manejarlas solito. Y se enamora de él y él de ella, claro. El resto del libro son giros argumentativos que no puedo comentar para no quemarles el libro.

Yo lo encontré una lectura promedio. Si les gusta Medeiros, les va a gustar éste, pero yo no lo pondría como una prioridad de compra, a no ser que quieran evadirse un rato y no estén muy pretenciosas. Si no soportan las tramas que se ven a tres kilometros, lean otra de las novedades del mes que hay varias buenas.


Crítica realizada por dougless

CONTIENE SPOLIER

Gabriel es el conde de Sheffield, un granuja mujeriego que cae tontamente enamorado de Cecily, hija de un barón. Dispuesto a ganarse su afecto y respeto se embarca en la marina y parte dispuesto a ser un gran hombre. Por hecho está que vuelve como un héroe , pero totalmente ciego. No queriendo ver a nadie se refugia en la finca familiar sufriendo solo su tormento porque además su amor por correspondencia le ha abandonado.

Samantha llega como un huracán a esa casa, dispuesta , en su papel de enfermera , a sacarle de ese pozo fondo donde ha caído. Poco a poco y con mucha paciencia y cariño, Gabriel va adaptándose a su estado. Cuando unos meses después se ve que puede recuperar la vista ya ha decidido que su enfermera particular lo sea para siempre y por eso se lleva una gran sorpresa cuando Samantha desaparece de un dia para otro.

Me ha gustado mucho este libro. La historia es sencilla y al final de un giro un poco rara e inesperado pero aun así me encanta.

Creo que podemos dividirlo en dos partes: la primera es cuando Samantha intenta ayudarle a adaptarse a su vida y Gabriel poco a poco va descubriendo el mundo a través de otros ojos. Hay situaciones muy divertidas y emotivas. Los criados les da un toque humorístico que ayuda mucho a la historia. Hay una descripción muy clara de los sentimientos, ese amor y ternura tan dulce y cálido que encuentras cuando reconocer a el amor de tu vida.

La segunda parte es cuando Gabriel empieza a recuperar la vista y rápidamente Samantha sale de su vida. Su determinación a encontrarla y su desesperación cuando no puede me han llegado al alma.

Y es que Gabriel es un angel caído, un querubín herido físicamente y en el corazón. Ha sabido ganarse mi corazón, me he identificado totalmente con él, con ese toque irónico y sarcástico que tiene. Samantha también me ha gustado, ese genio, esa paciencia, ese decirle las cosas claras pero con suavidad. Y eso que hacia el final de libro te llevas una gran sorpresa y la historia da un giro inesperado, por lo menos para mí, porque aunque fue una de las posibilidades que me plantee en algún momento deje de creer y esperaba otro final distinto.

Cuando Gabriel no la reconoce a pesar de , bueno, no puedo contar toda la historia peor digamos que debía haberla reconocido, me llevé tal desilusion que no sé si se lo hubiera perdonado.

Pero como toda historia de amor que se tercie acaba bien que es lo que cuenta. Estoy contenta de haber seguido las recomendaciones de las foreras y haber descubierto otra joya.

Como curiosidad; en este libro la autora no ha puesto gatos en la historia, en esta ocasión es un perro. Y lo digo porque he leído cinco libros seguido de ella y en todos había gatos, se ve que le gustan.

 

 

Otros contenidos de la web

Copyright © 2002 - 2020 rnovelaromantica.com y elrinconromantico.com

| Aviso legal | Política de privacidad | Política de Cookies |