Teresa Medeiros - La tentación de una caricia

6.0/10 rating 1 vote

Crítica realizada por Katon

Max llega a Cadwyck Manor con la intención de olvidar los últimos años. Pasó de hijo ejemplar y de ser uno de los herederos más cotizados de Inglaterra, a un libertino sin miedo a nada. Cansado de esa vida, parte hasta Cornualles para poner al día esa propiedad que acaba de comprar a un primo lejano. Su llegada, en plena noche de tormenta, no resulta como él esperaba. El cochero no irá más allá de la posada del pueblo, y ningún aldeano parece dispuesto a llegar al umbral de Cadwyck Manor. Los últimos dueños o huyeron despavoridos o murieron en extrañas circunstancias. Gracias a una importante suma de dinero consigue que un joven le acerque en su carreta.

El servicio de la mansión está encabezado por el ama de llaves, la señora Anne Spencer, el joven Dickon que hace las funciones de lacayo, el excéntrico mayordomo, Hodges, Poppy, una sirvienta que pasa más tiemplo leyendo los libros de la biblioteca que realizando cualquier tarea de la casa, Nana, la cocinera y que lleva tiempo tejiendo la misma pieza con las madejas de distintos coleres que le lleve Anne, y un grupo de sirvientas que comparten el mismo nombre, Elizabeth.

Me suele gustar Teresa Medeiros, sus libros no tienen grandes sobresaltos pero están bien escritos y sus historias suelen ser dulces y entretenidas. Pero con La tentación de una caricia me he aburrido bastante, y es una pena porque la ambientación y los personajes daban para mucho más.

Tenía la sensación que daban vueltas sobre lo mismo una y otra vez, leía muchas páginas y acaba con la sensación de no haber avanzado nada en la historia. Algunos diálogos han estado bien pero a otros les ha faltado algo de chispa, igual que sucede entre los protagonistas. El misterio que rodea a La dama blanca es bastante predecible y la búsqueda del tesoro un poco cogido por los pelos, la verdad. Max me ha gustado, vemos cómo cambia de ser un libertino a un hombre que acepta sus responsabilidades pero ha habido detalles a lo largo de la historia; como a lo que se dedicaba durante sus días en Cornualles, el mantenimiento de la casa, etc, que no encajaban en ningún momento con la actitud del dueño de la mansión.

En cuanto a la protagonista femenina, Anne, pues debo decir que tengo sentimientos encontrados, entiendo por qué hace lo que hace, pero por otro lado me hubiera gustado que se sincerara con Max mucho antes. En cuanto a Angelica, La dama blanca, con tanto misterio hasta a mí me ha parecido inquietante su cuadro.

Aunque la portada no es que me encante reconozco que le va muy bien a la novela. Los personajes secundarios están bien desarrollados y tienen su pequeño papel protagonista, han sido casi de lo mejor de la novela. El hermano de Max, Ash y su esposa Clarinda, los protagonistas de la primera entrega de esta serie tienen una breve aparición casi al final de la novela.

Una novela que no pasará a ser de las mejores de la autora. Aunque está bien escrita no ha conseguido atraparme, con un final previsible. A pesar de la química entre los protagonistas les ha faltado pasión en su manera de comportarse y en algunos diálogos. Entretenido sin más, y eso siendo algo generosa.

 

 

Otros contenidos de la web

Copyright © 2002 - 2020 rnovelaromantica.com y elrinconromantico.com

| Aviso legal | Política de privacidad | Política de Cookies |