Raquel Martos - Los besos no se gastan

Valoración:

Crítica realizada por Leer con estrellas

Esta historia, que no es de princesas, comienza en aquella España setentera con dos cadenas de televisión, casi siempre en blanco y negro. Esa época en la que para vivir una aventura sólo había que bajar a la calle con el bocadillo.En aquel tiempo tan lejano y no siempre tan feliz, Lucía, con el pelo a trasquilones, y Eva, a la que le encanta comerse crudas las judías verdes, tienen siete años y están forjando una amistad inquebrantable.Más de treinta años después, Lucía es una implacable directora de recursos humanos que no sabe enamorarse. Eva, al borde de los cuarenta, es una actriz retirada que está hechizada por su hija Lola y atrapada en un matrimonio roto.Lucía no puede imaginar que Eva le va a pedir el favor más importante de su vida.

La historia de Lucía y Eva podría parecer un relato sobre la amistad que se genera en la infancia y que perdura a través de los años; pero no es así.

Lucía y Eva son un todo, reflejan el verdadero sentimiento de la amistad, siempre están juntas tanto física como mentalmente, se apoyan entre ellas sin condiciones y sin enjuiciamientos.

Lucía encuentra en Eva el apoyo que necesita tras la muerte de su madre, tanto Eva como su familia se vuelcan en Lucía y la tratan como a una mas.

Eva es una niña insegura y vergonzosa, gracias a Lucía es capaz de enfrentar situaciones que en otro tiempo le hubiera resultado impensable.

En un momento dado surge un comentario inadecuado en la situación menos oportuna, y eso ocasiona que Lucía y Eva se distancien.

Cada una sigue su vida; Eva deja su carrera de actriz para convertirse en madre y dedicarse a su hija Lola, Lucía es una implacable abogada que triunfa en casi todo.

Hasta que el destino, que es mas sabio que el orgullo, vuelve a unirlas.

Eva siente que la convivencia con su marido es un infierno, Raúl solo piensa en trabajar y se ha olvidado por completo de su familia.

Lucía despierta sin Jorge a su lado, y recuerda que el la dejó la noche anterior y se fue de su casa.

Ambas están pasando una mala racha, pero como ya dije anteriormente, es el destino quien se va a encargar de que se produzca un reencuentro.

El libro se compone de capítulos y va intercalando la actualidad con el pasado, esta narrado en primera persona por cada una de las protagonistas, lo que nos lleva a conocer los pensamientos de cada una de ellas.

Raquel Martos también nos enseña a través de Lucía y Eva que la vida es dura; no todo son risas incontenibles y charlas sobre chicos; la mayoría de las veces los sueños de la infancia quedan en eso, en sueños, pues la realidad es quien va trazando el camino; quien aparenta ser el mas fuerte es el mas débil y quien tiene miedo lucha por vencer ese temor.

¿Qué puedo decir de este libro? Que me ha gustado mucho, me ha emocionado, me ha devuelto recuerdos de mi infancia y de mis amistades, me ha aportado energía y vitalidad...

 

Otros contenidos de la web

Copyright © 2002 - 2020 rnovelaromantica.com y elrinconromantico.com

| Aviso legal | Política de privacidad | Política de Cookies |