Lucy Maud Montgomery - Valancy Stirling o El Castillo Azul

Crítica realizada por Anasy

El Castillo Azul cuenta la historia de Valancy Stirling, una joven «solterona» de veintinueve años que vive en un ambiente asfixiante marcado por el férreo control de su madre, la ausencia de los más tímidos placeres y los constantes desprecios y humillaciones a los que la somete su clan familiar por su condición de mujer soltera —esto es, mujer que ha fracasado en el objetivo de encontrar marido—, y que un buen día decide escapar a su monótona existencia tras recibir una impactante noticia, en busca de su propia identidad y su despertar como mujer. Afortunadamente, en ocasiones, para escapar de su monótona existencia, la desdichada Valancy se refugia en el castillo de sus sueños, su Castillo Azul, imaginándose como una hermosa dama muy querida y admirada, y feliz esposa de un romántico caballero. Valancy se convierte entonces en una verdadera heroína, un brillante ejemplo de coraje y determinación frente a lo desconocido

OPINIÓN:

Valancy Stirling o El Castillo Azul es un libro precioso que fue publicado hace unos meses por la editorial dÉpoca, una de las pocas editoriales que tiene el acierto de rescatar antiguas novelas para publicarlas en español. Es una editorial cara, pero la presentación de sus libros, con sus ilustraciones, sus sobre portadas y sus marcapáginas, bien valen el precio. Éste libro se publicó por primera vez en 1926 y es de la famosa autora de la serie Ana, la de las Tejas Verdes. La única pega que le puse cuando me lo leí ,fue que unas semanas antes me había leído Las Señoritas de Missalongui de Coleen McCullough (el pájaro espino) y la similitud entre estas dos historias es ... asombrosa. Pero pasando por alto ese detalle, cualquiera de los dos libros son una delicia que vale la pena leer.

Ubicada a principios del siglo XX en la localidad canadiense de Derwood, encontramos a una sociedad reprimida, hipócrita y opresiva dictada por los convencionalismos, los prejuicios y las apariencias. Valancy Stirling es una solterona de veintinueve años que vive con su sombría madre y su tía en un ambiente lúgubre y opresivo bajo la tiranía de su progenitora. Valancy no tiene ni voz ni voto en ningún punto de su vida, vive bajos los dictámenes de su familia que le dice lo que tiene que hacer o como vestir, es sometida constantemente a las bromas de mal gusto de primos o tíos por no haberse casado sin posibilidad de réplica, el único consuelo que tiene Valancy son esos escasos minutos al despertarse donde sueña con su castillo azul y otra vida.

Lo inesperado llega cuando visita al médico aquejada de dolores en el pecho y recibe un diagnóstico demoledor que harán que Valancy cambie completamente el rumbo de su vida. Se revelará, hará frente a su familia, a los convencionalismos de la sociedad y hasta a su propio orgullo para conseguir algo mejor y diferente de la vida gris y reprimida que lleva.

Esta es una historia muy dulce que cuenta con buenos personajes muy bien definidos, está la inocente Valancy que es todo dulzura y bondad, y están sus odiosos parientes capitaneados por algunos de sus tíos o su bella prima, pero también tenemos a otros personajes que encontramos en los arrabales, Abel el aullador al que nadie quiere tener cerca, y su hija Cissy, una dulce y enferma joven a la que todos han dado la espalda, y también está el misterioso Barney del que nadie sabe nada, ni de donde viene ni como ha conseguido todo lo que tiene y que será de gran importancia en la vida de Valancy, que a sus casi treinta años por fin consigue el coraje para despuntar y dejar el yugo al que su familia la somete.

Es una historia muy dulce, bonita y algo atípica con una narración exquisita que te transporta a los bosques de Muskoka, con buenos diálogos y exquisitas escenas que también se centra en el menosprecio de aquella época hacia las mujeres y el poco control que éstas tenían sobre sus vidas o el desarrollo de ellas, una sociedad que a veces raya en la crueldad.

Me gustó mucho, vale la pena leerlo.


Crítica realizada por Blanca

Esta autora tiene novelas interesantes que, a mi modo de ver, se salen de lo normal. No lo digo por los títulos, es por el contenido. En esta en concreto, nos cuenta la historia de una muchacha, aún joven, pero acosada por la familia que no para de decir que ya es mayor, que no tiene novio, que se va a quedar para vestir santos. No es que la quieran mal, pero llegan a encenderte el ánimo.

Es un libro repleto de emociones, que emociona.

Acostumbrada como estoy a leer mayormente a autoras anglosajonas y españolas, la narrativa de esta mujer canadiense me ha resultado de una frescura increíble.

El libro lo reúne todo: buena trama, buena narrativa y buena encuadernación. Merece la pena pagarlo porque creo que es una joyita.

En cuanto al personaje principal, no es tan distinta a otras protagonistas que a cierta edad ya se ganaban la conmiseración de la sociedad por no haber encontrado marido. En ese tiempo, o te casabas joven o estabas echada a perder según todos. De ahí el enconamiento de la familia, preocupados todos por su soltería y, lo que es más grave, por no haber tenido un pretendiente.

Al más puro estilo de las novelas de Austen, en este libro se pone de manifiesto el cinismo de aquella sociedad, las falsedades, el aparentar más que el ser realmente. Ya sabemos que era una época en que las mujeres tenían poca voz y ningún voto, eran meros adornos a pesar de que las cosas iban ya cambiando. Por eso principalmente me ha gustado Valancy, porque dentro de su estado anímico se dibuja como una mujer con fuerza y con ganas de vivir.

De los secundarios, habría varios que destacar, pero me voy a quedar con la madre de la protagonista. A diferencia de Valancy, esta mujer no es feliz, no ve lo bueno de la vida, no se siente realmente como debería sentirse una madre ni apoya a Valancy. La verdad es que me ha resultado odiosa, pero su personaje tiene una garra que te hace estar pendiente de ella.

La ambientación, exquisita, nada que decir en contra respecto a este punto, porque retrata estupendamente esa sociedad del núcleo rural, alejada de las capitales, donde la falsedad es incluso mayor que en las grandes ciudades, se vive más con el que dirán los demás y se ahoga cualquier indicio de libertad.

Con sinceridad, creo que este libro es de los que hay que guardar.

 

 

Otros contenidos de la web

Copyright © 2002 - 2020 rnovelaromantica.com y elrinconromantico.com

| Aviso legal | Política de privacidad | Política de Cookies |