Lavyrle Spencer - Destino y deseo

Valoración:

Crítica realizada por Irdala


La hermosa Lisa Walker desempeña una labor intachable en el departamento de Licitaciones de una empresa constructora, hasta que se ve involucrada en un desafortunado asunto que le hace perder su trabajo. El causante tiene un nombre: Sam Browm, el apuesto y atractivo dueño de una compañía rival. Lisa está enfurecida, pero su enojo desaparece cuando recibe una oferta formal de Sam para contratarla en su empresa. Aunque se siente irresistiblemente atraída por él, le invade el temor de que su relación personal pueda interferir con la laboral y de que Sam pueda no aceptar su pasado.
Dos corazones extraviados que se necesitan y se niegan, que rechazan el amor que golpea con fuerza la puerta de sus corazones.

Lo primero decir que no estoy de acuerdo con la última parte de la sinopsis que se hace del libro. Desde mi punto de vista Sam no es ningún corazón extraviado, la única que está perdida y tiene motivos es Lisa.

Este es un libro muy cortito con una historia muy sencilla.
Los protagonistas se conocen debido a un error al retirar sus maletas en la cinta transportadora de un aeropuerto.
Sam es un apuesto y encantador dueño de una compañía constructora. Lisa, una empleada en una empresa rival, con un pasado doloroso y un cuarto de sangre india de la que se muestra orgullosa, aunque piensa que parte de de las circunstancias que generan su dolor, tienen que ver con ello.

Poco más se puede contar de esta novela, porque como digo, es muy cortita y rápidamente se desvelaría toda la trama.
No sé si por la brevedad de la historia o porque es el peor libro de Lavyrle Spencer, pero esta autora me gusta más en histórica (es la primera novela de actual que leo de ella). No obstante, los sentimientos, tal y como los describe, son preciosos, una maravilla... como siempre.

Me ha gustado, pero ya digo, es muy ligerita.

-----------------------

Crítica realizada por Mariam

Si comparo Destino y deseo con otras novelas de Lavyrle Spencer como Maravilla, Dos veces amada o Promesas, ciertamente, no me ha dejado las mismas sensaciones ni despertado los mismos sentimientos. Ni siquiera diría que me ha gustado de igual modo. Pero son historias y novelas distintas. Es la primera novela contemporánea que leo de la autora. Me ha gustado a pesar de ser una historia un tanto amarga.

Creo que es una buena historia, bonita aunque no exenta de un lado triste, que aborda temas que fácilmente calan en el corazón de las lectoras, como el racismo o la igualdad entre hombres y mujeres o la maternidad.

El personaje de Lisa me ha gustado, no sólo porque es una mujer valiente y con una fuerte personalidad, que no se amilana ante los reveses que le da la vida, sino porque a pesar de la carga que lleva sobre los hombros, no se ablanda ni retrocede. Creo que representa a esas mujeres que por muchos palos que reciban, no agachan nunca la cabeza, sino que se hacen más fuertes. Y algo que también me ha gustado del personaje creado por Lavyrle Spencer es que nos retrata a una mujer feminista que lucha por demostrar su valía en un mundo de hombres sin resultar excesiva como me lo han parecido otros personajes de otras novelas (de otras autoras).

Sam, por otra parte, me parece un hombre que pone el punto de equilibrio y tranquilidad que a veces le falta a Lisa, pero eso no implica que sea un hombre débil. Al contrario. Es tierno y paciente pero tiene mucho carácter, tal vez no tan explosivo como el de Lisa o no lo exprese igual. Aunque ella tiene sus razones.

Me ha sorprendido la historia, el pasado de Lisa, lo que le ha llevado a ser la mujer que es y como ha minado su confianza. Me ha gustado Sam, su paciencia y su lealtad. En su renacer como mujer y ser humano Sam juega un papel muy importante y, en mi opinión, da lugar a una historia de amor preciosa, humana, triste pero valiente.

Me ha gustado Destino y deseo porque es una novela diferente, arriesgada, diría que de las que llegan al corazón. No es ni preferida de esta autora, siento predilección por sus novelas históricas, pero la primera lectura de sus novelas contemporáneas me ha sorprendido muy gratamente. A pesar de tratarse de una historia dura y difícil, el final transmite la esperanza que sólo esta escritora logra hacerte llegar con sus historias. Para mí, junto a Catherine Anderson, son las autoras que logran las historias más difíciles y tristes tengan un final feliz.

------------------------------

Crítica realizada de Lilian

Lisa Walker es una mujer que lucha por sacar adelante su vida, en un mundo de hombres. Honrada, trabajadora y muy independiente, tiene que soportar a un jefe de lo más rastrero. Cuando por azares del destino tropieza con Sam Brown, su mundo se pone patas arriba. Sam ve en Lisa, a una oponente muy competente y decide -laboralmente- llevarla a su terreno. Una cosa lleva a la otra y juntos acaban formando un buen tandem, en todos los aspectos. Lisa tiene mucho miedo a enamorarse de Sam y le oculta avergonzada, la espina que tiene clavada en su corazón...

Yo que siempre ando como loca buscando un libro de LaVyrle Spencer que no haya leído, creo que en ocasiones le echo demasiadas ganas. Quizá pongo el listón tan alto, que es normal llevarme algún chasco que otro. Eso sí siempre acabo reconociendo -me haya gustado o no la historia- que la novela está muy bien escrita y que su argumento es muy novedoso. Por ese algo tan especial que tienen todos los LaVyrle, acabo tropezando una y otra vez con la misma piedra y encima tan contenta.

Hecha ya la oportuna reflexión LaVyrleriana, entro en materia. Destino y deseo, es una pequeña novela que se lee en un suspiro. Una vez más, la señora Spencer ha logrado sorprenderme con una historia de amor que tiene como protagonistas, a dos personas normales y corrientes. No es una historia de amor, de las de rompe y rasga, pero no le hace falta.

Lisa, es un personaje fuerte por fuera pero muy blando por dentro. Lleva su pena -por verse privada de sus hijos- con mucha dignidad. Quiere entregarse sin miedo a Sam, pero vive atrapada en sus temores. Cree que no merece ser amada y Sam, se convierte en su ángel particular. Ese ten con ten, me encanta. En cuanto a Sam, es entrañable y luchador. Tiene muy claro que Lisa es para él y la ama, sin pedir nada a cambio.

En fin, un libro que se me ha hecho demasiado corto. Hubiera agradecido a la autora más tensión no resuelta y más protagonismo de los hijos de Lisa. Mi valoración es 3,5/5

-----------------

Crítica realizada por Crishi

Con este libro he tenido impresiones bien distintas... Por un lado me ha ocasionado un vacío tremendo, pero, por otro, una sensación de plenitud tan maravillosa como cada vez que leo a esta autora.

Desde mi punto de vista, la historia, sencilla y bella pero con una temática tan intensa que se merece un mayor desarrollo, la dividiría en dos partes. La primera, como dice Irdala, más liviana en la que no he reconocido a la autora. Se expone la situación actual de Lisa pero sin profundizar. La falta de sentimientos anexos a unos personajes dominados por el deseo físico casi me hace abandonar el libro. No soporto comenzar un libro y a ver de qué maneraaa... No. Si tiene que ser así, prefiero que vaya acompañado de una mínima ternura y sensibilidad, que es la que caracteriza a Spencer en sus historias.

¿La hay? Sí, pero más adelante. Yo diría que a partir del capitulo siete que es cuando se empieza a saber sobre el pasado de Lisa. Muy al final del libro, la coraza que rodea su corazón se resquebraja y salen a flote sus sentimientos con respecto a Sam, sus miedos, su complejo de inferioridad en la relación con los hijos, que me ha parecido escasa y me ha dejado un regusto amargo. Pese a ello, Lisa es una protagonista que me ha encantado por su tenacidad para conseguir un objetivo. En cuanto a Sam, lo que al principio aparentaba ser un protagonista bastante superficial, luego me pareció estar leyendo a otro bien distinto. Su carácter alegre (yo tampoco sé de dónde viene lo de corazón extraviado en la contraportada), su comprensión y ternura para con Lisa, es la mejor "medicina" que ella necesitaba para sanar su corazón extraviado que, este, sí que lo estaba.

Dentro de la historia se me ha quedado un cabo suelto y no dejo de darle vueltas a la cabeza... Sam tiene un gran interés sobre cierta granja debido a un asunto personal que no se explica en ningún momento. Menuda incógnita. No sé si a estas horas de la madrugada es mejor meterse en el "sobre" porque una ya ve hasta los burros volar...

En definitiva, preciosa historia pero demasiado corta para mi gusto. Este libro da para mucho más, bien desarrollado no tendría nada que envidiar a otros escritos por la autora pero, como es "mi" Lavyrle, no podría darle menos de un... bueno.

Escribir un comentario

Tus opiniones son muy importantes para que esta web siga adelante, por favor ayúdanos comentando nuestros contenidos. Si envías un comentario estás aceptando nuestra política de privacidad.

Copyright © 2002 - 2020 rnovelaromantica.com y elrinconromantico.com

| Aviso legal | Política de privacidad | Política de Cookies |

We use cookies

Usamos cookies en nuestro sitio web. Algunas de ellas son esenciales para el funcionamiento del sitio, mientras que otras nos ayudan a mejorar el sitio web y también la experiencia del usuario (cookies de rastreo). Puedes decidir por ti mismo si quieres permitir el uso de las cookies. Ten en cuenta que si las rechazas, puede que no puedas usar todas las funcionalidades del sitio web.