Karen Robards - Mar de fuego

Valoración:

Crítica realizada por Wanda

Libro 2 de la Serie "Hale"

La unión matrimonial de lady Catherine Adley con el viril pirata Jonathan Hale no hizo más que avivar las llamas del amor que los consumía. Pero la idílica existencia que llevaban en la plantación de Jon en el estado de Carolina, se hizo pedazos cuando Cathy se vio obligada a regresar a Inglaterra, donde su padre yacía enfermo.

En esa cuidad cosmopolita, tan distinta y remota de su vida pastoril, su integrante primo, Lord Stanhope, le reveló que su matrimonio no Jon había sido una farsa y que sólo podría salvarle de la horca si se comprometía a casarse con él. El matrimonio forzoso con el despreciable Lord haría de ella el blanco de la pasión frustrada de Jon y de sus furiosos y temibles celos...

Si hay algo que me desagrade de un libro es encontrarme con un becerro que atropella, que humilla, que abusa de la protagonista y que la hace sufrir con vejaciones. Aviso que en éste es lo que pasa. Gracias a Dios, el gusto de las lectoras ha conseguido imponerse y ahora es muy raro encontrarte con machos indignos que violan o vejan, pero aún andan por el mercado novelas de las otras.

Bueno, pues este libro es la segunda parte de una serie en cuya primera entrega nos hemos encontrado con un Jonathan y una Catherine que acaban casándose.

En esta entrega, Catherine tiene que viajar a Inglaterra, abandonando su vida, porque su padre está gravemente enfermo. Es allí, en medio de una sociedad a la que ya ha dejado de estar acostumbrada, donde se encuentra con un hombre que le dice que su matrimonio ha sido una farsa y que echa por tierra todo en lo que ha creído hasta entonces.

No se puede decir que la historia no tenga tensión y aventura, pero ésta queda enterrada bajo páginas y páginas de humillaciones, escenas violentas que me han desagradado a tope y un porrón de insultos que se los podía haber ahorrado. Sí, claro, todo eso es para ponernos en escena de lo que sufre la protagonista, pero me ha desagradado leer tanta violencia gratuita.

¿Quién no ha leído a Karen Robards? Se puede decir que es una de las autoras obligadas en novela romántica. Por eso casualmente esta novela me ha fastidiado, porque no esperaba encontrarme con lo que me he encontrado. La autora ha escrito obras maravillosas llenas de ternura, ésta serie no lo es ni de lejos.

Si analizamos a los personajes, en la primera novela, se puede entender a lo que me estoy refiriendo. El barco en el que viaja Catherine ha sido atacado, ella es virgen y sin embargo Jon abusa de ella en repetidas ocasiones. Aquí continúa una aventura que ya empieza con mal pie. Jon es guapísimo, por descontado, pero eso no le da derecho a tomar lo que ella no quiere darle de buenas formas.

Que sí, que él es un pirata, un desalmado, un hombre que vive en 1800 y entonces los corsarios, piratas o bucaneros, como queramos llamarlos, no eran ni mucho menos los héroes a los que nos gustan encontrar en una novela de amor. Puede que esté bien ambientada, pero la forma de actuar de Jon le quita todo el mérito.

No me gustan este tipo de protagonistas por mucho que después la heroína se enamore perdidamente de ellos. Vale, que sí, que también es cierto que Jon ha descubierto que su madre era una furcia, pero ¿por eso debe tratar a todas las mujeres como si lo fueran? Dan ganas de matar a Catherine por soportarlo.

Ella no me ha parecido ni medianamente inteligente, no se puede estar amando a un hombre y odiándole al mismo tiempo por sus abusos, sus vejaciones y sus humillaciones. Estaba deseando ver si se aclaraba de una vez. No señoras, no sólo le ama de nuevo sino que le perdona todo. Vamos, que es tonta de capirote. Y todo ¿por qué? Pues porque el pobre Jon estaba celoso y hace lo que hace comido por la rabia. ¡El colmo!

¿Qué pasa después, cuando ella viaja a Inglaterra? Pues bastante poco, porque en lugar de que Jon vuelva pidiendo perdón. No lo hace.

Sexo hay, y clarito para una novela escrita hace años.

No sé si me he liado un poco con la primera y la segunda entrega, pero en definitiva el libro no me ha gustado nada de nada, me han sobrado escenas violentas, me han sobrado insultos, me han sobrado malos modos, y e ha faltado lo que es un romance de verdad, la sensualidad, la tensión, esos roces sutiles entre los amantes, ese modo lento de acercarse, el ardor del encuentro.

Resumiendo, que es un libro que no recomendaría desde luego a las que estén empezando a leer romántica, pueden acabar asqueadas y no volver a comprar una en su vida. La romántica es otra cosa, es una historia bonita, llena algunas veces de discusiones, claro, pero eso lo hace más interesante, pero que exuda sensualidad, cariño y respeto, al menos es lo que yo pienso.

Para las que ya llevan tiempo leyendo romántica… La cosa va en gustos, por descontado.


Crítica realizada por Elsa

 

Han pasado dos años desde que Jon y Cathy se instalaron en la hacienda de este último en Carolina, pero una carta en la que le anuncia a Cathy que su padre ha caído gravemente enfermo, la obliga a ir a Londres, donde además de encontrar a su padre enfermo se encuentra con la terrible noticia de que su matrimonio no ha sido válido y para empeorar la situación Jon es apresado y condenado a la horca de nuevo. Sin embargo su primo Lorl Stanhope le ofrece salvarlo siempre que Cathy se case con él, todo esto en connivencia con su tía que ve con muy buenos ojos un matrimonio entre los primos, porque están arruinados y quieren hacerse con la dote de Cathy  que tiene una gran fortuna. A partir de aquí la situación entre Jon y Cathy se complica y da origen a una serie de circunstancias y aventuras no exentas de sufrimiento por ambas parte.

Tenía  esta novela sin leer debido a que no me decidía por las malas críticas, pero me leí  la primera, Pasión en la isla, y la curiosidad ha podido más y no me he arrepentido. Es verdad que esta autora está entre mis preferidas, y pensé que por mucho que no gustara es indudable que escribe bien, así que empecé.

Desde el primer momento la tomé como una novela de aventuras, la situación entre los protagonistas ya estaba marcada desde la primera novela y seguían con sus caracteres, sus dudas y sus celos.
Es verdad que la historia a día de hoy no sería políticamente correcta, pero estamos hablando de una novela desarrollada en el siglo XIX, donde las normas eran que las mujeres debían estar sometidas a su esposo. Desde este punto de vista y teniendo en cuenta una serie de factores, como que Jon es un pirata, diecisiete años mayor que Cathy, una mujer aristócrata, rica y con influencias que podría haberse casado con cualquiera del más rancio abolengo, se siente un poco en desventaja aunque no lo reconozca y para más inri cuando llega a Londres porque Cathy ha ido debido a una enfermedad grave de su padre, se encuentra con que Harold la está besando, su matrimonio no había sido válido,  es encarcelado para ser ahorcado y durante todo ese tiempo no ha ido a visitarlo a la cárcel y cuando lo hace es para decirle que se ha casado con su primo. Cualquier con un poco de genio habría reaccionado así, no trato de justificarlo, pero además de sentir esa ira, no puede evitar ir a buscarla y durante todas las peripecias en todo momento está dispuesto hasta morir por ella. Por su parte Cathy no se queda atrás, además de indignada porque no la cree, su genio en enciende a la par del de Jon y se mete en serios problemas en su afán de no hacerle caso. O sea que son tal para cual. Incluso ante la escena del barco de proscrito él le da una explicación sobre su comportamiento.

Por lo demás me han gustado todas las aventuras vividas valientemente  por los dos, además y aunque peleen no pueden vivir el uno sin el otro. Sí que le ha encontrado un poco larga, creo que le han sobrado algunos episodios de desencuentro después de alguna reconciliación. Me ha gustado el que la autora muestra los pensamientos de uno y otra, así que aunque actúen de una forma en todo momento sabemos lo que pasa por sus mentes aún en los momentos de ofuscación.

He leído algunas críticas sobre las humillaciones a la que Jon la somete, incluso se habla de vejaciones ¡Pero si estamos leyendo todas estas vejaciones en tanta novela erótica como se está publicando y además con pleno consentimiento de las protagonistas, para ser atada, azotadas, etc.! En un comportamiento claramente regresivo para la lucha de las mujeres por sus derechos.

Esta es una novela escrita en los ochenta, donde las pasiones eran mucho más intensas, donde las autora escribían sus historia sin tener que contentar al sector más correcto y no es que aprobaran esto simplemente exponían situaciones que estoy segurísima que se daban en aquello tiempos. Como dije anteriormente es una novela romántica de aventuras ¿Qué no está entre las mejores de su autora? Cierto, que puede o no gustar,  pero está mucho mejor escrita  que mucho de lo que se está publicando hoy día. Es una pena que no se publique nada de esta autora desde hace tiempo.


Página de la autora y bibliografía: Karen Robards

Otros contenidos de la web

Copyright © 2002 - 2020 rnovelaromantica.com y elrinconromantico.com

| Aviso legal | Política de privacidad | Política de Cookies |