Julia Quinn - Thirty-six Valentines

0.0/10 Rating (0 votos)

Crítica realizada por Savannah990

Treinta y seis tarjetas de San Valentín (Novela sin traducir)

Susannah Ballister posee una belleza poco convencional. Con tu cabello oscuro y sus ojos oscuros, se aleja de las modas dictadas de mujeres de cabello rubio y ojos claros. Pero esta mujer, de veinte años, que a pesar de no tener una gran riqueza ni un titulo, es una mujer respetada, inteligente y sincera. Todo va sobre ruedas cuando conoce a Clive, un joven alegre y seductor. Despues de que toda la sociedad, incluida la misteriosa chismosa Lady Whistledown, piensan que Clive se va a declarar a la hermosa Susannah, este se casa con una joven de gran riqueza. Susannah, humillada, se retira a la vida campestre, pero gracias a la insistencia de su padres, de invitaciones a grandes fiestas y quizás al destino, Susannah tropieza literalmente con David, el conde de Renmister, hermano mayor de Clive. Este nunca aceptó a Susannah como la mejor esposa de su hermano, y ahora, ante él, descubre que le gusta y cuanto más la conoce, mas siente un amor que jamás antes ha sentido por ninguna mujer. Al igual que Susannah, este amor va creciendo dentro de ellos sin que se den cuenta de ello. El problema es el siguiente: David quiere casarse con Susannah, pero si le confiesa sus sentimientos y le pide su mano en matrimonio...¿Puede vivir con la mujer que ama mientras esta ama a su hermano? Si no le pide matrimonio...¿Puede este vivir sin ella?

Bueno, he dado un toque de misterio al resumen. Este relato pertenece a la antología The further observation of Lady Whistledown de de Julia Quinn, Suzanne Enoch, Karen Hawkins y Mia Ryan. Está dentro de la saga Bridgerton, aunque no tiene numeración. Solo está incluida en esta saga porque salen personajes de la saga, sobre todo por Lady Whistledown, la columnista que da pie a los capítulos en algunos libros de esta saga.

Es una historia de amor, por lo tanto una ya sabe el final una vez que empieza a leer el relato. ¿Qué decir de este relato? Me ha gustado mucho, a pesar de ser un relato, que por lo tanto las historias de amor son demasiado apresuradas, esta se desarrolla con una destreza envidiable, muy diferente a otros relatos leídos de esta misma autora, como por ejemplo The firts Kiss, esta historia, cuando empiezas a leerla, da la impresión de que es una novela, y bien podía haberse desarrollado la historia en una novela, no hubiera cansado ni se hubiera repetido. La historia no es apresurada ni poco creíble, al contrario, sin darte cuenta, te has leído entero todo el relato dejándote con ganas de que la historia hubiera sido una novela. De todos los relatos que he tenido el placer de leer en este género, es el primer relato, hasta el momento, que no me ha parecido apresurado, poco creíble, sin desarrollar el romance de los protagonistas ni sus personalidades.

El relato tiene lo que cualquier novela y relato propio de Julia Quinn enriquece la historia, su característico y único humor y el romance dulce, genuino, divertido y romántico. Todo ello mezclado con un personaje único, con sus chispeantes comentarios y artículos, cuya presencia es indispensable en esta historia: Lady Whistledown.

En este relato, aparte de la aportación de la ya mencionada Lady Whistledown, también podemos leer a Penélope Featherington, cuya presencia en estos relatos es también indispensable. En este relato también se menciona una familia muy famosa por sus horribles, agónicas y espantosas veladas musicales, tan famosas en la saga Bridgerton: La familia Smythe-Smith. En esta ocasión no sale ningún personaje de la familia Bridgerton. La relación de los hermanos, David y Clive es compleja, ya que David es más un padre para Clive que un hermano en sí mismo, debido a la muerte del padre cuando David contaba solo con dieciocho años. Esto hace que el hermano pequeño sea consentido y el mayor, sea catalogado de hombre aburrido y serio, escondiendo una gran personalidad, deseoso de sonreír, divertirse y mostrar sus sentimientos. David es una mezcla de Anthony y Colin Bridgerton . Susannah muestra un cariño a su hermana Letitia, propio de otras protagonistas de las novelas de Julia Quinn. Los padres de estas ni siquiera tienen un dialogo. Son nombrados pero no salen en escena directamente.

De todos los relatos leídos hasta el momento, este es el que más me ha gustado, al menos por el momento. Una vez más, lamento que esta historia no se haya convertido en una novela.

Mi valoración es de 9 sobre 10.

 

 

Otros contenidos de la web

Copyright © 2002 - 2020 rnovelaromantica.com y elrinconromantico.com

| Aviso legal | Política de privacidad | Política de Cookies |