Dominique Burton - Entre las llamas

Valoración:

Crítica realizada por LadyZarek

La primera vez que C.J. Powell la rescató, Natasha Bennington estaba corriendo una maratón. Su trabajo defendiendo los derechos de los demás volvió a ponerla en una situación de riesgo. Y el apuesto y musculoso bombero de San Francisco decidió convertirse de nuevo en su héroe particular.

C.J. nunca había imaginado que volvería a encontrarse con Natasha. Llevaba un año sin verla y entonces ella había estado enamorada de su mejor amigo. Pero todo había cambiado y sentía la necesidad de proteger a esa abogada, sobre todo después de que una seria amenaza de muerte la obligara a esconderse en Alaska.

OPINIÓN:

"Entre las llamas" es un Harlequín de 190 páginas. Como es natural en estas historias cortas, parte de una premisa más o menos original (ejem...) para contarnos la historia de C.J. Powell y Natasha Bennington. Una historia empalagosa y demasiado ñoña, pero resultona. Al menos, no me he tirado de los pelos por haberme gastado un dineral en el libro...

Tenemos a nuestra protagonista (un bellezón que ha perdido peso, como no) corriendo una maratón por una fundación que para mí no tiene sentido. La protagonista se desmaya, eso sí, aguanta hasta que ve a un bombero conocido suyo y caer en sus brazos, no en el suelo... Ese bombero es C.J. Powell, amigo de un fallecido al que Natasha amaba, y que es el motivo de la fundación y la maratón. No se han visto en un año, y a él le cuesta reconocerla, con eso de que ha adelgazado y tal... Natasha cree que el repentino interés del bombero es porque está delgada. Él, por su parte, piensa que ella sigue enamorada de Tim, su amigo en común fallecido, y por eso no dice nada, aunque lleva detrás de Natasha desde antes de que la perdiera de vista por un año.

Ambos acuden a una fiesta benéfica juntos, y C.J. decide lanzarse. A Natasha le atrae, pero está trabajando en algo peligroso y no quiere poner en peligro al bombero. Aún así, se deja llevar por el deseo. Y las cosas alcanzan un pun to álgido cuando alguien intenta matar a Natasha... poco después de que la casa de la abogada ardiera por un supuesto accidente.

Aquí acaba el resumen de la historia. Dentro de lo que cabe, no ha salido tan mala como otras historias que he tenido la desgracia de leer este año, pero no es un libro que recomiende. No es que sea malo, pero falla en muchos detalles, y la protagonista es petarda como poco. Y todo es tan cursi y ñoño que no provoca una sonrisa, provoca la tentación de gruñirle al libro.

Natasha se pasa todo el libro que si sí, que si no... que si él la quiere porque está delgada, que si él tendría que haberle dicho lo que sentía antes... ¿de qué va esta idiota? Encima, su intención es ayudar a todos los inmigrantes, cambiar las leyes en EEUU y que todo el mundo viva en yupilandia. Anda que tiene la cabeza en las nubes, la señorita. Entiendo que sea ficticia, peor al menos podría ser ligeramente realista, y no una mujer que parece que se ha fumado un porro y a la que le importa tres pimientos herir los sentimientos del protagonista.

C.J. es demasiado paciente, y demasiado blando. No es un mal protagonista, pero enamorarse de la petarda que no deja de sacar a colación a su fallecido amigo Tim no dice mucho de su capacidad intelectual. Arriesga su vida para salvar a Natasha, y demuestra que la quiere de verdad. Pero la autora no nos explica porqué se fue de su casa y no da muchas pistas acerca de su carácter.

Lo que yo no entiendo es la actuación de los padres de Natasha, unos secundarios incomprensibles y no muy bien desarrollados. Parece que pasan olímpicamente de su única hija, pero al cabo de unas hojas, están encima de ella y la quieren con locura. Todo es demasiado pegajoso, da hasta asco leer las tonterías que sueltan unos y otros.

Yo sigo sin entender el motivo por el que publican a gente sin talento alguno. Dominique Burton no lo tiene. Nos regala una historia simplona y llena de clichés, con unos personajes muy mal definidos, y un desarrollo de la historia penoso.

Nota: 1/5.

Otros contenidos de la web

Copyright © 2002 - 2020 rnovelaromantica.com y elrinconromantico.com

| Aviso legal | Política de privacidad | Política de Cookies |