Diana Palmer - Evan

Crítica realizada por Katon

Libro 8 de la serie "Hombres de Texas"

Tremayne 3

Tras su gran estatura y sus anchos hombros, Evan Tremayne escondía un corazón vulnerable. Por eso siempre había evitado a las mujeres, aunque no podía dejar de pensar en su vecina. Pero se decía que ella era demasiado joven para él. Anna también se había enamorado de Evan la primera vez que lo vio, y a pesar de las reticencias del vaquero, iba a perseguirlo hasta que lo convenciera de que ella era la mujer perfecta para él...

Anna sabía, a sus diecinueve años, que estaba enamorada de Evan, por eso hacía todo lo posible para verle, para cruzarse con él, empezó a trabajar en la inmobiliaria de su madre porque sabía que él se pasaba frecuentemente por allí. Lo cierto es que Anna se comporta más como una adolescente encaprichada que como una mujer enamorada, esa es una de las razones por las que Evan la rehúye. El momento en el aparcamiento, cuando ella se le ofrece y él le hace creer que va a aceptar su propuesta es un claro ejemplo.

Evan aún sigue traumatizado por una mala experiencia de juventud, Louise, su novia se aterró tanto cuando estaban a punto de acostarse que Evan se juró que solo lo haría con mujeres experimentadas, y sabe que Anna no es una de ellas. Pero lo peor es que Evan se siente atraído por Anna, por su inocencia, por su alegría, por sus vivarachos ojos azules, por eso está más que decidido a ahuyentarla, a hacerse que se olvide de él. Tanto Evan como Polly, la madre de Anna, creen que simplemente está encaprichada con él, cuando se den cuenta que lo que Anna siente es algo profundo y valioso a lo mejor es demasiado tarde. Ambos la arrojarán a los brazos de Randall, un joven interno de medicina, nada fiel y que está con Anna por interés.

A Evan no se le ocurre mejor manera de alejarla que presentarse en la propia casa de Anna, en la fiesta de su madre del brazo de una antigua novia y afamada modelo. En esa fiesta Anna verá que todo el pueblo la mira con lástima, todos son conscientes de la persecución a la que Anna ha sometido a Evan, todos parecen creer que Evan ha ido acompañado para alejarse definitivamente de la joven. Y lo que es peor Anna será consciente de todo lo que le ha hecho pasar a Evan, y de lo infantil que todo ello parece. Desde ese momento, y con el corazón roto Anna decide hacer algunos cambios en su vida.

Intentará alejarse todo lo que pueda de Evan, solicitará trabajo en una galería de arte, su otra gran pasión y empezará a salir más en serio con Randall. Anna ha decidido dejarlo en paz, pero ahora es Evan el que no puede dejar de pensar en ella. Tras preguntarle a su madre se dirige a la galería donde trabaja, allí ella le deja claro que ha decidió dejarle en paz, pero tras un pequeño enfrentamiento se fundirán en un beso que los marcará a los dos para siempre.

A partir de este momento es como si sus papeles se hubieran intercambiado, Anna es la que quiere huir de él y Evan cada vez que puede le restriega a su espectacular novia por la cara. Ni Evan mismo comprende porqué se está comportando de esa manera tan cruel, pero cada vez que la ve con Randall no puede actuar de otra forma.

Cansada de todo, Anna se promete con Randall. Desde el principio establecen un acuerdo, Randall no podrá serle fiel, pero será discreto y Anna, a través de su madre, le ayudará a establecer una clínica privada en Houston. Ambos se irán del pueblo y Anna podrá intentar olvidar a Evan. Todo se precipita cuando Anna es asaltada en Houston. Evan decide luchar por ella y Randall ve claro cómo sería su futuro con Anna.

Pero aún les quedará un obstáculo por resolver, Anna creerá que Evan se siente ahora atraído hacia ella por lástima. Y Evan aún tendrá que superar el trauma de su pasado con Louise, ahí veremos como Anna es la mejor ayuda que podría encontrar.

En un principio, aunque ella lo niegue Anna es una joven enamoradiza pero que madura rápidamente y pasa a sentir un amor profundo hacia un hombre que no hace más que hacerle daño. Lo que menos me ha gustado es la actitud de Evan, tan infantil o más que la de Anna al principio de la historia, es como si este personaje en vez de avanzar, retrocediera. Y para mi gusto, la agresión que sufre Anna es completamente innecesaria para la evolución de los sentimientos de ambos.

Aún así no deja mal sabor de boca, se lee rápido, con algunos diálogos interesantes entre Anna y su madre, además de poder ver a un vaquero con su eterno sombrero.

 

 

Otros contenidos de la web

Copyright © 2002 - 2020 rnovelaromantica.com y elrinconromantico.com

| Aviso legal | Política de privacidad | Política de Cookies |