Amanda McIntyre - Torturados por el deseo

Valoración:

Crítica realizada por Mencía

El corazón de Sierra se iba congelando lenta e inexorablemente... hasta que le llevaron a Dryston, un prisionero romano, para que lo hiciera hablar usando su poder de seducción. Muy pronto se encontró dividida entre el deber y el deseo, porque Dryston era el único hombre que podía ayudarla a liberar su alma y consumar su venganza.En una Britania asolada por la guerra, la joven Sierra aprendió que la única forma de sobrevivir era enterrando sus emociones. Después de ver cómo los sajones mataban a su madre y se llevaban a su hermano, se vio convertida en la aprendiza del verdugo del rey y obligada a presenciar los sufrimientos más atroces al tiempo que desarrollaba sus habilidades sexuales.

Torturados por el deseo es una extraña mezcla, bueno para ser más precisa, a mí me ha resultado extraña. ¿Por qué? Pues, porque esperando una novela erótica me encontré prácticamente con un novela histórica y, metida en la historia medieval, de repente me sorprendía con alguna escena o diálogo que correspondía a una erótica. Ah y no le falta su punto paranormal de la mano del poder extrasensorial con el que cuenta su protagonista.

Hay que reconocerle, eso sí, la originalidad a la hora de construir el personaje femenino: sinceramente, nunca me encontré con una aprendiz de verdugo y me temo que nunca volveré a dar con una.

Dado que gran parte de la trama se desarrolla en el interior del castillo y las mazmorras de éste, la ambientación en la primera parte resulta oscura y tenebrosa. Muy acorde con la idea que han podido crear nuestras mentes de cómo se vivía en aquella época.

La presentación de la protagonista me dejó un tanto sorprendida. La moza en cuestión mantiene, a las primeras de cambio, un aquí te pillo aquí te mato, con otro de los habitantes de la fortaleza, de una forma que a mí me resultó bastante fría pese a lo calentita que pretendiera ser la escena. A partir de entonces su autora nos irá presentando retazos de su pasado para darnos a conocer el cómo y porqué Sierra es como es y actúa como lo hace. Sinceramente, puedo llegar, haciendo un esfuerzo, a entenderlo, aunque en ningún caso me convenciera.

Me gustó mucho más el personaje del protagonista masculino, puede que porque siga el tradicional esquema que tenemos o porque me haya resultado más agradable su papel en la historia.

De los malos casi no me apetece ni hablar, entre locos y pervertidos se mueve el cotarro y alguna escena, que da muestra de su carácter, me ha resultado pelín desagradable para mis sencillos gustos.

Se podría decir que esta novela nos cuenta la historia de una mujer que hace lo que puede para sobrevivir. En un determinado momento se enfrenta a la idea de que ha perdido parte de su alma en el proceso, pero ¿cómo podrá recuperarla? O ¿qué o quién puede conseguir que haga el tremendo y peligroso esfuerzo de intentar lograrlo?

Debo reconocer que, pese a que esta novela tiene su buena carga de escenas hot y que el lenguaje es directo, desde ese punto de vista su lectura no me ha resultado muy estimulante que digamos. Sin duda me hubiera resultado más gratificante si hubiera guardado las formas en alguna escena un poquito más y me hubiera ahorrado alguna. De hecho, si seguí adelante fue más por ver un determinado reencuentro y por conocer cómo le iban a dar para el pelo al perverso, vil villano del malote de turno.

Vuelvo, pues, a como comencé este comentario: una extraña mezcla. ¿Erótica, paranormal, histórica? A saber... ni lo uno, ni lo otro, ni todo lo contrario. Con lo que solo puedo decir que es una original propuesta pero que me la podía haber ahorrado.


Crítica realizada por LadyZarek

"Torturados por el deseo", como su título bien indica, es un libro que tira por lo erótico. Sus dos protagonistas, Dryston y Sierra, nos invitan a un viaje donde el deseo está presente en todo momento. Un libro que no esperaba que fuera tan sensual, pero no me ha importado para nada.

Sierra es una joven aprendiza de verdugo. Desde que mataron a su madre y se llevaron a su hermano pequeño, ha tenido que valerse por sí misma ante el despiadado rey sajón que la mantiene como una esclava prácticamente. Lo que la mantiene viva es su don de la clarividencia.

Dryston es un guerrero romano que ve cómo arrasan con la aldea donde vive. Matan a una joven con la que había estado por la noche, a su amigo el herrero y a muchas personas más. A él le capturan y se lo llevan al castillo donde habita el rey sajón (cuyo nombre no recuerdo, era un poco lioso). Sierra (quien, por cierto, es bretona) es llamada para que sonsaque información la guerrero romano.

Sierra le seduce, le tortura y le engaña, pero nada de eso evita que se fije en el apuesto y valiente hombre que se niega a ceder ni un ápice de su dignidad. Y Dryston también se deja llevar por el deseo hacia la hermosa muchacha. Ese deseo mutuo, y la admiración que el romano despierta en Sierra, hacen que los dos se alíen para escapar del rey sajón. Ella le ayudará a cambio de que Dryston la lleve a su campamento. Ella sospecha que su hermano Torin está vivo, y que se encuentra en ese campamento. Los dos empiezan a encariñarse el uno con el otro durante su escapada, pero les costará confiar el uno en el otro...

Me ha sorprendido gratamente este libro. No esperaba gran cosa, y menos aún cuando, al ir leyendo poco a poco, me fui dando cuenta de que es más bien erótico. No le faltan escenas de sexo, pero es algo más. Hay una buena historia contada sin demasiados rodeos. Su protagonista femenina es inusual, y muy agradable y fresca. Y encima su ambientación no es la habitual en este tipo de historias. ¿Qué más puedo pedir?

No le pido más a un libro para entretenerme, y "Torturados por el deseo" ha cumplido con creces con su cometido. Unos buenos ratos entretenida, y sin buscarle cinco pies al gato. Poco más podría añadir, la historia es corta, pero más que suficiente.

Nota: 3/5.


Crítica realizada por Mc2

Novela ambientada en la costa sajona en el año 500 después de Cristo.

La joven Sierra, una muchacha bretona, atrapada contra su voluntad en la antigua fortaleza romana propiedad ahora del rey sajón lord Aeglech, ha visto como era despojada de su propia identidad. Con su madre asesinada por hombres del rey sajón, nueve años antes, se ha visto convertida en aprendiz del verdugo del castillo por el mero hecho de haber heredado de su madre el don de la clarividencia. Con ropas varoniles, y el pelo corto, debe afrontar día a día las torturas a las que Balrogan somete a los pobres aldeanos de la zona, en ocasiones por delitos menores. Sólo los pocos momentos que puede robar para estar al lado de su amigo Cearl le permiten huir del horror que día a día la persigue. Y sólo la esperanza de encontrar algún día al hermano del que la separaron le permite seguir conservando las fuerzas. Lo difícil es hallar a un hombre con el suficiente valor, y la fortaleza física necesaria, para ayudarla a escapar del castillo.

Dryston, joven bretón con sangre romana y celta en sus venas, no puede soportar la opresión de su pueblo a manos del rey sajón. Lo que no contaba es que, en un pequeño descuido, fuera atrapado por los hombres de lord Aeglech. Aunque puede que eso le permita conocer las fuerzas de su enemigo y, tal vez, convencerle para que caiga en una emboscada. Su fortaleza y fuerza de voluntad le hacen resistir las torturas del verdugo. Aunque no está seguro de poder hacer frente a la seducción de la joven Sierra, que busca información para el propio rey sajón.

Sierra y Dryston se necesitarán mutuamente para escapar de la fortaleza y conseguir sus propios objetivos.

Torturados por el deseo es una novela algo inusual que me cuesta encuadrar en un género en concreto. Tampoco me ha atraído el papel de la protagonista que se desfoga con su amigo de la infancia sin experimentar ni la más mínima pasión por él. Y tampoco es que se pueda decir que lo haga por lujuria. Dryston me gustó más. Es fuerte, intrépido, todo un guerrero y tiene los pies bien plantados en el suelo... además de tener muy seguros sus objetivos, lo consiga o no. El resto de los secundarios se ven movidos por sus propios y oscuros objetivos que hacía que a menudo se me encogiera el corazón. Me ha llamado también la atención la relación homosexual entre el verdugo y uno de los soldados, un tema que no aparece con frecuencia en la novela romántica.

La valoro con un 3/5.

Otros contenidos de la web

Copyright © 2002 - 2020 rnovelaromantica.com y elrinconromantico.com

| Aviso legal | Política de privacidad | Política de Cookies |