• Fecha: Jueves, 19 Abril 2012
  • Visitas: 2709

beautiful-girl-2003647 640Desde que nos levantamos, la vida es un continuo galimatías sonoro. Los ruidos nos invaden por donde quiera que vayamos rompiendo nuestra estabilidad mental. A veces, el sentido auditivo se resiente de manera ostensible y huimos de la realidad aislándonos en nuestro propio cosmos. Este espacio, un lugar concebido para albergar todo lo armonioso, es sagrado ya que, en él, damos rienda suelta a las sensaciones y sentimientos más profundos de nuestra intimidad. Por ello, buscamos el momento adecuado y el sitio correcto para que el distanciamiento del que nos rodeamos no sufra fisura alguna. Una vez conseguido, el silencio nos acompaña en un viaje donde la mente escruta el significado de los contenidos que leemos porque, desde nuestra niñez, nos han instado a realizar esta actividad de forma individual y reservada para alcanzar una mayor comprensión lectora.

Pero, ¿es cierto que nos hallamos en el más estricto de los silencios durante la lectura? La función cerebral es constante...

... Deposito mi boca, mis oídos, mis ojos, y mi corazón en el cerebro a la espera de que los sonidos de las palabras leídas, reverberen en la superficie de mi mente reflejando imágenes irreales que van asociadas con lo percibido en el texto. Sonidos inarticulados que encuentran el silencio intolerable, y pugnan por ser pronunciados queriendo cabalgar sobre pentagramas musicales... Unos, se enroscan en espiral alrededor de las figuras negras por temor a caer en la afonía, otros, se sujetan colgando de las plicas de las corcheas en un temible balanceo y, los sonidos más atrevidos, atraviesan las cabezas ovaladas y huecas de las figuras tanto redondas como blancas, efectuando piruetas volátiles igual que pompas de jabón... Se niegan a perder el ritmo de la composición musical con el fin de hacerse audibles para ser arrojados a un punto donde la literatura y la música vayan unidas de la mano.

¿Y si decidimos abandonar ese hermetismo voluntario, abriendo nuestra consciencia a sonidos externos que nos envuelvan, mientras disfrutamos de la lectura?

Leer y escuchar a un mismo tiempo, puede resultar un proceso complejo, de hecho, son funciones bien distintas que se efectúan en dos zonas diferenciadas del cerebro. Si una interfiere en la otra, generalmente, la lectura se siente desplazada debido a la falta de concentración la cual, es necesaria para una comprensión más factible del texto que leemos. Pese a ello, algunos lectores, aún sin encontrar la simetría entre ambos procedimientos, gustan de escuchar suaves melodías de fondo que permiten una mejor imaginación de las escenas proyectadas en la pantalla de nuestra mente, como pequeños fotogramas de una película... Bandas sonoras que, con el leve y dulce sonido sostenido de un piano, acompañan la lectura de un amable, plácido e íntimo marco romántico, adquiriendo notas de mayor rapidez y volumen cuando se viven momentos dramáticos que nos arrancan el alma y nos oprimen el corazón, mientras retenemos todo el aire en un sólo compás de espera. O, bien, combinándolas con el sonido agudo de un violín, cuyo ímpetu, producido por las penetrantes vibraciones de sus cuerdas, provoca intensas emociones y sentimientos incorpóreos en su estado más puro... Pero, ¿qué es la música sino el medio de expresión más genuino del ser humano?.

Dejad que la fuerza del sonido de las palabras y de la música, una vez acopladas, fluyan por las venas recorriendo cada centímetro de vuestro levitado cuerpo... Miraos, contemplad cómo esa mezcla heterogénea brota por los poros de vuestra piel formando un todo perfecto.

Flotad en la polifonía melódica de las palabras...Habéis viajado hasta llegar al cosmos, vuestro propio cosmos...

Dejaos llevar... Dejaos sentir... Dejaos...

Dejaos.

*Artículo realizado por Crishi

 

Comentarios (19)

  • Bona Caballero

    23 Abril 2012 a las 16:00 |
    Normalmente, leo en silencio. Pero si la novela me atrapa ya puede estar cayéndose el mundo, que ni me entero. En cuanto a la música, a diferencia de la lectura, a mi me va directa a las emociones, de manera que si toca la fibra sensible, ya puede ser música rock, o un aria de ópera, que me lanzo a cantar o bailar con lo cual la lectura queda inexorablemente interrumpida.
    El problema de unir banda sonora y novela está en que difícilmente encajan. Un tema entusiasta puede sonar mientras lees una escena triste; o imagínate un momento divertido en la novela al tiempo que oyes algo fúnebre,... No disfrutas ni de lo uno ni de lo otro.
    No, no, en mi opinión, cada cosa mejor por su lado y en su momento.

    responder

  • ELSA

    21 Abril 2012 a las 19:29 |
    Siento ser tan reiterativa pero...¡¡Que bien escribes!!, un artículo excelente, yo soy de las que lee de cualquier manera, con sin música, me concentro en lo que estoy leyendo y lo demás no me lo impide.

    responder

  • Miryam

    21 Abril 2012 a las 15:00 |
    Un artículo fantástico.
    Yo soy de las que prefieren el silencio porque si la música tiene letra me pongo a cantar y ya no puedo leer.

    responder

  • Adriana

    21 Abril 2012 a las 13:12 |
    Hola... Excelente articulo. Muy precioso en verdad... Suelo a veces a leer con música o sin música. Me da igual... Pero suelo siempre envolverme en mi propio cosmo.

    responder

  • kkekka

    21 Abril 2012 a las 11:33 |
    Muy buen artículo!!!!
    Personalmente leo con o sin música, me es indiferente (aunque cuando leo la música no puede ser en español, curioso). Eso si para estudiar me decanto por la instrumental.
    Te felicito, escribes genial y cada vez nos sorprendes con algo diferente.

    responder

  • Mimi

    21 Abril 2012 a las 02:37 |
    Hermosas palabras Crishi! Qué bien que escribes! Me ha encantado el artículo. La música... nos alegra, nos emociona, nos trae recuerdos. Cuando las letras nos llegan, es como haber leído un pedacito muy pequeño de uno de los libros que tanto amamos y sentir, vivir y palpitar como si fueramos parte de la historia.
    Cariños.

    responder

  • Camelia

    21 Abril 2012 a las 01:33 |
    ¡¡Gran artículo Crish!! Escribes muy bonito! Yo soy una de las que necesita silencio para leer, porque sino no logro concentrarme en la historia!!, pero me pasa algo raro cuando leo en el tren, aquí logro concentrarme a pesar del ruido chocante del acero y el pitido chilloso del mismo, ¿No se por qué sera esto?. Tal vez sea porque logro abstraerme tanto en la trama que olvido el lugar donde estoy fisicamente y mi mente...por asi decirlo se "despega de mi cuerpo" . Vuelvo a decirlo me encanto tu artículo y espero que nos deleites con otro prontito. Un beso!

    responder

  • LETRA ESCARLATA

    21 Abril 2012 a las 01:24 |
    ¡Ay nuestra Crishi!...Nos has hecho viajar por las notas risueñas de la alegría y los graves de la melancolía. Los sentidos se recrean en coros elevados al viento contagiando los sentidos con delirios de sensibilidad y pasión...Es así como me siento para leer y cuando la soledad requiere un poco de ruido ponemos un poco de música étnica para transportarme a un mundo dibujado por los personajes de una historia de amor.
    Menudo artículo Crishi y como siempre eres contagiosa y preciosa. Un saludo guapetona.

    responder

  • Lola Rey

    20 Abril 2012 a las 22:45 |
    Yo también leo en silencio pero he empezado a escribir con música y me encanta.

    responder

  • marite

    20 Abril 2012 a las 22:14 |
    Un bonito artículo.
    Yo soy de las que necesita silencio para leer.Es la única manera de meterme en la historia.

    responder

  • Loreena

    20 Abril 2012 a las 20:35 |
    ¡Muy buen artículo Crishi¡ Te felicito.
    La verdad es que tienen razón, yo no soy capaz de concentrarme en la lectura cuando hay mucho ruido. Alguna vez si que he probado a poner música de fondo, muy suave eso sí, para acompañar las escenas de lo que voy leyendo, pero por lo general prefiero el silencio.

    responder

  • manuela

    20 Abril 2012 a las 18:01 |
    Que articulo tan lindo Crihi

    ¿Eres escritora? porque me lo ha parecido

    responder

  • rociodc

    20 Abril 2012 a las 12:48 |
    Bravo por ti Crihsi, que buen articulo, que bonito y que bien expresado .Chica escribes de maravilla...

    responder

  • Elena

    20 Abril 2012 a las 11:12 |
    Precioso.Crishi
    Un beso

    responder

  • sara

    20 Abril 2012 a las 11:02 |
    ¡¡¡¡¡¡¡¡¡ Fantastico articulo!!!!!!!!!!, no podía ser menos.
    Yo cada vez más necesito el silencio para todo, y sobre todo para la lectura cuando es un libro que te atrapa en su musica.
    Crishi, escribenos algún libro, seguro que quedaremos fascinadas con tu narración. Bs

    responder

  • sandrayruth

    20 Abril 2012 a las 09:57 |
    Muy, muy, muy bonito, me ha encantado!!!!!

    responder

  • anasy

    20 Abril 2012 a las 07:06 |
    ¡Qué bueno Crishi!! Precioso artículo y bien expresado.

    responder

  • ANDREA

    20 Abril 2012 a las 00:10 |
    INMEJORABLE!!!!
    Excelente artículo Crishi!!!!

    Una descripción inmejorable del mundo del lector cuando se encierra en su propio cosmos.

    Particularmente cuando leo necesito silencio para escuchar la música de las palabras que forman la historia.
    Si de alguna manera no puedo obtenerlo llego a un punto de concentracion en la lectura que me impide oir cualquier sonido que no provenga de la recreación que mi cabeza hace del relato.

    Muy bueno. Besos Crishi!!

    responder

  • Maesfe70

    19 Abril 2012 a las 23:42 |
    ¡Me encanta el artículo Crishi! ¡Que bien escribes!

    responder

Escribir un comentario

Tus opiniones son muy importantes para que esta web siga adelante, por favor ayúdanos comentando nuestros contenidos. Si envías un comentario estás aceptando nuestra política de privacidad.

Otros contenidos de la web

Copyright © 2002 - 2018 rnovelaromantica.com y elrinconromantico.com

| Aviso legal | Política de privacidad | Política de Cookies |