Nora Roberts - Emboscada

Visitas: 14294

Crítica realizada por Wanda

Fiona vive en una preciosa isla frente a la costa de Seattle. Su profesión es adiestradora de perros y establece muy buenos vínculos con los cachorros –y no tan cachorros– que la rodean y que llenan su vida de una alegría que añoraba desde hacía mucho tiempo: desde que consiguió sobrevivir al ataque de un asesino en serie.

Su relación con los hombres parece estar a punto de cambiar cuando conoce a un hombre atractivo y desesperado porque su cachorro de labrador lo muerde y lo destroza todo. Nunca para quieto y ya no sabe qué hacer con él.

Emboscada es una historia inteligente y llena de encanto. Nadie permanecerá indiferente ante la curiosa relación entre Fiona y sus perros, y ante la certeza de que, en verdad, a quien hay que adiestrar es a los amos.

Pues desde luego, es verdad lo que dice la sinopsis. Con esta novela se aprende mucho del trato con los animales, en este caso con los perros, y sí es cierto que es mejor entrenar a los amos, jajaja.

Nora Roberts es una escritora que me sorprende cada día más, no hay tema que se la resista. La historia me ha parecido muy entretenida, con momentos graciosos, y con unos personajes variopintos que me han resultado agradables y sinceros. Por otro lado, la autora además, nos muestra el pasado de Fiona con su correspondiente intriga, como no podía ser menos y con una bonita historia de romance entre los protagonistas.

Fiona Bristow es una mujer inteligente, guapa, que no depende de nadie, que vive en una isla preciosa y que se dedica a entrenar perros. No es millonaria, pero el negocio le va bien.

Principalmente entrena a perros de rastreo y están buscando a un hombre que ha desaparecido en el bosque hace tiempo. Hala, la intriga ya está servida y la tensión también con la colaboración de sus ayudantes.

Simon, el protagonista masculino de la novela, es un hombre guapo, de talento, algo mohíno. Se ha ido a vivir a la isla para tener inspiración para su trabajo, porque es un verdadero artista en lo que hace. Quiere tener descanso y paz, peeeeero... tiene un cachorro. El perrillo es un verdadero dolor de cabeza, todo lo rompe, no para, y consigue desesperar al protagonista. Me he reído bastante con el chucho. ¿Qué pasa entonces? Pues que decide llevar el cachorro a Fiona, para ver si puede entrenarlo como Dios manda.

Las cosas no son tan sencillas como Simon pretende, pues para entrenar al perro él debe ser el entrenado.

La tensión viene dada, además de por el romance entre ambos, por lo que le ocurrió a Fiona años antes, con un asesino en serie. Un criminal que raptaba a mujeres jóvenes, las llevaba a un lugar apartado y las estrangulaba. Fiona consiguió escaparse por los pelos, pero es algo con lo que vive, el miedo aún está en su cabeza porque... ¿realmente ha terminado todo con ese criminal, aunque esté en la cárcel? ¿Y si sale?

En resumen, esta es una novela que tiene intriga, crímenes, tensión a raudales, un romance bonito, unas escenas muy divertidas. Y a todo eso se le une lo que se aprende con la historia acerca de las mascotas. Yo he disfrutado con la lectura de este libro.


Crítica realizada por Anasy

Esta es una crítica que me cuesta mucho hacer. Nora Roberts es una de mis autoras favoritas, llevo muchos años leyendo sus libros y espero sus novedades como agua de Mayo. A pesar de que su última serie, la de las Bodas, y el libro Colinas Negras, me decepcionaron bastante, esperaba Emboscada bastante emocionada por tener otro libro de esta autora. Pero por desgracia para mi, ha sido chasco tremendo.

No es un mal libro, no creo que se pueda decir que Nora Roberts tiene un mal libro y no me ciega mi devoción por la autora al decir esto, pero es que Nora Roberts escribe de maravilla y se documenta sobre los temas que trata como nadie. Pero en este libro simplemente me he encontrado una historia más, muy en su estilo eso si, pero que le falta chispa, originalidad, no consiguió atraparme en ningún momento.

Fiona es una mujer muy independiente que trabaja entrenando perros y forma parte de los equipos de rastreo con personas desaparecidas. Es una joven inteligente, alegre y vivaz que pasó por un momento muy traumático años atrás cuando un asesino en serie apodado el “asesino del pañuelo rojo•”, ya que estrangulaba  a sus víctimas con él , la escogió como una de sus víctimas, aunque consiguió escapar con vida y el asesino en la cárcel, no sucedió lo mismo con su prometido. 

Ahora , años después, vive en la isla donde reside su querida madrastra Sylvia, se dedica a lo que le gusta, que es entrenar perros y tiene una bonita casa que comparte con sus tres maravillosos canes.

Un día uno de los nuevos residentes de la isla llega con un cachorro un poco díscolo que es la cruz de su dueño, y casi al mismo tiempo le dan la noticia de que están asesinando a chicas de la misma manera que años atrás imitando al asesino que la secuestró.

Simon es un ebanista con negocio propio, es huraño, algo antisocial, brusco y no se  molesta en ser amable. Su madre le regala un cachorro de perro que sólo se dedica a morder y destrozar todo lo que encuentra a su alcance, de ahí que lo bautice con el nombre de Tiburón. Cuando ya está al borde de la desesperación decide llevárselo a Fiona de la que ha oído hablar.

Si bien en un principio le deja claro a Fiona que no es su tipo, tan poco puede controlar la atracción casi instantánea que sienten el uno por el otro. Mientras Fiona intenta educarlo a él y a su cachorro, las chispas irán saltando entre los dos, pese a la brusquedad de Simon que no busca ningún tipo de relación y de Fiona, que desde la muerte de su prometido no ha tenido una relación seria.

Poco a poco la relación entre los dos se va consolidando. La personalidad y el temperamento de Simon es lo que más me ha gustado del libro, con salidas de tono que te hacen reír,  su brusquedad y su manera de demostrar las cosas más tiernas con gestos bruscos , molestos y mal encarados. Otra de las mejores cosas del libro, es su perro Tiburón, estos dos personajes son los que meten el tono simpático de la historia.

Pese a sus 500 páginas y la trama del asesino, las primeras 200 páginas apenas hablan de otra cosa que no sean los perros, el entrenamiento de los perros, como educarlos y educar  a sus dueños, mientras no sé como, entre Simon y Fiona nace una relación, digo que no sé como porque a mi me faltó chispa y hasta más escenas de ellos juntos antes de que ya estén casi al tema. La primera mitad del libro se me hizo pesada y aburrida, demasiado perro y poca intriga, luego mejora bastante cuando se dedican más al tema del asesino y la relación de ellos se va consolidando e intentan adaptarse a su nuevo estado, uno que ninguno de los dos buscaba pero que tan poco pueden evitar.

En general, un libro muy bien escrito con una trama bastante buena, pero que se me hace repetitivo, como si ya hubiera leído esta historia más veces , como si la autora no pusiera apenas empeño en la relación amorosa y si en el tema canino. Aunque hay buenas escenas, buenos personajes y temas interesantes, me ha costado mucho leerlo.


Crítica realizada por Malory

Una historia trepidante, intensa, plagada de emociones y sentimientos a flor de piel.

Los recuerdos, el miedo, la tensión, se entremezclan con la amistad, la pasión y el amor de una manera maravillosa, haciéndonos disfrutar al máximo de esta estupenda novela.

La relación entre Simon y Fiona me ha encantado desde el primer instante que se conocen, ella tan optimista y llena de energía; él tan reservado y tan brutalmente sincero, que ha logrado arrancarme más de una sonrisa con sus mordaces comentarios y sus respuestas sin tapujos. Diferentes e incompatibles, pero a la vez son la pareja perfecta... "es cuestión de equilibrio". Él, sobre todo, dista mucho de esos hombres perfectos y encantadores con los que suele deleitarnos la autora, pero tengo que reconocer que el puntito de borde de Simon, le otorga un atractivo especial, porque en el fondo es un pedazo de pan. Ella sí es una mujer Nora Roberts, fuerte, independiente y decidida, pero no por ello resulta menos atractiva, al contrario su alegría y su carácter desenfadado la convierten en la protagonista perfecta.

Adoro a los animales y a los perros en particular, por lo que me ha encantado que éstos tengan un papel protagonista en la historia; la verdad es que Nora R. ha escrito un manual de adiestramiento en toda regla.

En cuanto a la parte del asesino en serie, inmejorable, me ha mantenido en tensión desde el primer momento que los asesinatos vuelven a comenzar, temiendo todo el tiempo por Fiona y por los que la rodean.

Una trama perfectamente hilada, sin fisuras y que no te deja respirar hasta que todo se soluciona.

Es la obra más extensa que he leído de Nora Roberts y me ha encantado.


Crítica realizada por Dougless

Fiona Bristow vive feliz en la isa de Orcas. Ha sabido encontrar una vocación, se dedica al adiestramiento de perro para operaciones de rescate. Ella misma tiene tres canes y es voluntaria en el equipo de rescate de la isla. Tiene cerca a su madrasta Sylvia y a Mai, la veterinaria que es una buena amiga.

La llegada Simon Doyle, un artista de la madera, altera su vida. Simon acude a ella cuando su madre le manda un cachorro para hacerle compañía, Tiburón lo muerde todo y se como todo lo que está a mano así que acude a Fiona para que le eche una mano.

El pasado de Fiona vuelve a resurgir cuando un asesino en serie ataca de nuevo y ella ve como su mundo se desmorona.

Me ha gustado el libro, si que es verdad que esta autora no me suele defraudar y que a mí particularmente me gustan mucho los perro.

Se centra mucho en el adiestramiento, está muy bien descrito y hasta que cogido apuntes. Nos narra como se debe educar a un perro desde pequeño hasta grande, los incentivos y recompensas, también el proceso a llevar a cabo en una búsqueda con perro, aquí está muy bien descrito, desde la primera llamada, los preparativos, la búsqueda en sí y los procedimientos a seguir.

Nos muestra a Fiona como una persona que se ha superado a sí misma, serena y segura pero poco a poco vamos viendo que se ha ido refugiando en un capullo protector sin darse cuenta y es que su pasado es muy duro. La atracción con Simon es inmediata y aunque él no quiere empezar nada poco a poco va surgiendo la admiración y el amor.

Simon no sabe que tiene Fiona que le atrae tanto, no la considera guapa y la verdad, es pesado porque se lo dice muchas veces y además es arrogante pero poco a poco va apreciando las cualidades que tiene Fiona y cuando esta está en peligro no duda en ayudarla.

La aparición de los perro es muy divertida, sobre todo Tiburón.

La trama está muy bien llevada, como un asesino en serie es capaz de buscarse un discípulo y seguir su trabajo y como disfruta de ello.

Le pongo un bueno.

Últimos libros añadidos

logo-face

Blog colaborador

banner-marta11

Blog colaborador

banner-sandram

Blog colaborador

banner-los-libros-de-maribel

Blog colaborador

banner-blog-hermanastras