Buscar en esta web

Megan Maxwell - Pídeme lo que quieras

Visitas: 248325

Crítica realizada por Lady Macbeth

Tras la muerte de su padre, el prestigioso empresario alemán Eric Zimmerman decide viajar a España para supervisar las delegaciones de la empresa Müller. En la oficina central de Madrid conoce a Judith, una joven ingeniosa y simpática de la que se encapricha de inmediato.

Judith sucumbe a la atracción que el alemán ejerce sobre ella y acepta formar parte de sus juegos sexuales, repletos de fantasías y erotismo. Junto a él aprenderá que todos llevamos dentro un voyeur, y que las personas se dividen en sumisas y dominantes... Pero el tiempo pasa, la relación se intensifica y Eric empieza a temer que se descubra su secreto, algo que podría marcar el principio o el fin de la relación.

En muchas ocasiones he comentado que a mí no me gusta leer las críticas en las cuales se explica demasiado del libro, porque luego cuando lo leo sé más o menos lo que pasará y eso me chafa el factor sorpresa, que en algunas novelas es fundamental y que a mí tanto me gusta. Así que no puedo describir ahora mismo el sorpresón tan bestia que me he llevado al leer este libro. Primero por lo que acabo de comentar, y es que al no tener ninguna referencia de otras lectoras, tan sólo el argumento, lo he disfrutado sorprendiéndome con todo lo que iba sucediendo. Y en segundo lugar, por la propia autora y es que lo poco que he leído de Megan Maxwell siempre me ha parecido, sin que se ofenda la autora, bastante normalilla, e incluso cuando ví que el libro era de erótica pensé qué hacía Megan Maxwell escribiendo erótica cuando ella es más bien de Chic Lit. Pero ahora ya puedo decir tras haberme leído "Pídeme lo que quieras" que lo suyo es la erótica y desde aquí aprovecho para animarla a que continúe por este camino y se olvide de los highlanders que ya hay otras autoras que los "bordan" (pido disculpas a Megan Maxwell por este comentario y espero que se lo tome como una crítica constructiva)

Bueno, dicho esto, ahora mismo no sé ni cómo continuar este comentario, el libro lo acabé hace casi 24 horas y todavía estoy con el subidón que te queda cuando lees un libro que te gusta mucho y no quieres que se acabe, pero a la vez no puedes dejar de leer y leer y al final te lo lees en tiempo récord y una vez acabado piensas ¿y ahora qué? Eso es lo que me ha pasado con este libro.

Judith trabaja como secretaria de dirección en una empresa farmacéutica alemana. Tras la muerte del dueño alemán viene a Madrid Eric Zimmerman, su hijo, para supervisar todas las delegaciones de España y tomar el control de la empresa. Judith es una chica alegre, simpática, dicharachera, muy trabajadora y desde el momento en que Eric la conoce se siente atraído por ella. Eric, por el contrario, es el prototipo de alemán, una persona seria, fría y que le gusta mantener el control de todas las cosas, es un hombre atormentado que tiene algunos fantasmas en el armario pero que gracias a la insistencia de Jud y el amor que siente por ella los irá desvelando. En el trabajo sus despachos están muy cerca, pues ella es la secretaria de la persona que, jerárquicamente, está por debajo de Eric. Las miradas mientras trabajan son constantes, hasta que Eric decide invitarla a cenar. Judith se niega, no quiere tener nada que ver con el "jefazo", pero él insiste hasta que al final accede. En esa primera cita, Eric ya le habla un poco de lo que le gusta, y es que Eric tiene unos gustos sexuales muy particulares, le gusta jugar, sobre todo mirar y que le miren y busca el placer de muchísimas formas. Por supuesto en todas estas prácticas no entran los sentimientos, todo es puramente sexual. Judith cuando ve de qué va se asusta un poco y le rechaza, sin embargo de alguna manera Eric le ha dado qué pensar y poco a poco se va ganando su confianza hasta que ella accede a "jugar" con él. A partir de ahí inician una relación sexual en la que Eric la va introduciendo e iniciando en los placeres de diversas maneras, desde relaciones tan sólo entre ellos dos, pasando por mirar como lo hacen los demás, hasta excitarse mirando cómo uno de los dos lo hace con otra persona (sí, lo habéis entendido bien...) A medida que van experimentando, la relación entre ellos va cambiando y pasa de ser meramente sexual a algo más aunque ninguno de los dos sabe qué nombre darle a lo que sienten...

El libro está escrito en primera persona y en presente, lo narra Judith así que todo lo que ella va descubriendo y experimentando el lector lo descubre con ella. Lo que me ha gustado mucho es que la historia aunque es muy erótica y sexual, no sólo se centra en ellos dos, sino que hay una variedad de secundarios. Los compañeros de trabajo, su jefa, la hermana de Judith, su padre, Fernando que es un amigo de Judith con "derecho a roce", amigos de Eric... todos estos personajes junto con una narración ágil y fresca hacen de esta historia algo que sientes como que lo podrías estar viviendo tú misma. Las escenas sexuales son muchísimas y muy variadas, están bien descritas y con un lenguaje propio de lo que están haciendo pero que en ningún momento me he sentido ofendida ni me ha parecido un lenguaje vulgar o soez. La historia sentimental entre ellos es muy intensa, los dos tienen caracteres fuertes y a veces les cuesta dar su brazo a torcer lo que provoca escenas en las que matarías a uno de los dos.

La trama de los secretos que guarda y oculta Eric es sencilla, pero está bien llevada y bien hilada en la historia entre ellos dos, me he pasado medio libro tratando de imaginar qué sería lo que ocultaba y cuando por fin se descubre hasta me he emocionado.

El título del libro y lo que significa en la historia me ha encantado, me parece más que sexi romántico, e incluso se me ha saltado alguna lagrimilla (la que lo lea entenderá en qué momento)

Lo único que no me ha gustado, supongo que por desconocimiento, es que el libro, al igual que las cincuenta sombras, no acaba y tiene una continuación. Por un lado me siento furiosa porque no sé cuándo podré seguir leyendo cómo continúa la historia entre Jud y Eric, pero por otro lado me siento contenta porque sé que volveré a saber de ellos...

En definitiva, un libro muy muy erótico, que a mí me ha sorprendido gratamente, que me ha enganchado su lectura y me ha dejado con ganas de más. Yo lo recomiendo, aunque sí aviso que quizás habrá lectoras que no les guste todas las prácticas sexuales que comparten los protagonistas.

Valoración: 4,5 / 5

 


Crítica realizada por Kkekka 

Cuando me enteré de que la escritora Megan Maxwell iba a escribir una trilogía erótica me pillé un mosqueo considerable. Pensé que una autora con un público fiel que la seguía de una manera que otras envidiarían, no tenía ninguna necesidad de sumarse a esta nueva moda de las trilogías erótico- románticas.
He de decir que he leído casi todos sus libros, me faltarán un par. Me gusta su estilo alegre, desenfadado, de fácil lectura y totalmente reconocible. Y en cierto modo temía lo que pudiera pasar con "esa Megan" en esta aventura literaria. Pero me ha sorprendido seguir encontrando esos ramalazos de carácter que imprime a sus personajes, el ambiente familiar de sus obras, la amistad, la mala uva vestida de humor. Todo eso sigue presente en este libro.
Judith es un personaje Megan Maxwell total. Una mujer de carácter, de raza, con su vida, sus amigos, su familia, sus salidas de tono y sus frases hechas. Le gusta cantar canciones de la radio, conducir coches, motos, salir con amigos, la coca-cola sola o acompañada, y la vida según la tiene montada.
Eric Zimmerman también es muy Maxwell, alto, sexy, misterioso, cambiante, pero al ser erótica hay algo mas. En realidad hay mucho más. Y es ahí donde el libro no me ha llegado lo que me hubiera gustado que me llegara. Una pena.
Imagino que si en un libro erótico-romántico y tienes que parar cada 40 páginas (y no por calentón) no es buena señal. La historia de la obsesión de él por el vouyerismo, el morbo o como sea, me aburría bastante y algunas de las escenas no son de mi agrado. Sus cambios de humor me daban ganas de que ella le mandara a paseo.
Comprendo que la protagonista esté completamente enganchada e incluso enamorada de él y en esa situación su carácter salga por la ventana. Aún más cuando va conociendo cosas de su vida. Pero sin embargo cada nueva escena erótica me echaba para atrás. Una pena por que el resto de la historia si me llama la atención.
El libro queda perfecto para una segunda parte, deja con la miel en los labios, con la intriga.
En definitiva. Un libro para las seguidoras de la autora a las que le guste la erótica o a las lectoras a las que les guste la erótica que aún no estén saturadas de la fiebre "post Grey". En este libro encontraran humor, amistad, familia, sentimientos de todos los tipos, la vida real desde el punto de vista de la autora (que tiende a ser bastante original), amor, erotismo mucho sexo.
Mi valoración es 3,8/5


Crítica realizada por Rosamoni

Judith trabaja como secretaria para una empresa alemana es una joven simpática y agradable que adora a su familia y a su gato y siempre esta rodeada de amigos, le gusta su trabajo aunque su jefa sea una tirana prepotente y así va disfrutando de la vida hasta que tras la muerte del dueño de la empresa viene a ocupar su lugar su hijo Eric Zimmerman, nada mas conocerse surge la atracción entre ellos pero Jud no quiere involucrarse con su jefe a pesar de que este desde el primer momento le haga saber que se siente atraido por ella, y que es mejor que no luche contra lo que sienten, pero Eric tiene muy claro que quiere a Jud y de que forma la quiere, ya que sus intereses sexuales son bastante diferentes, en un principio Jud se escandaliza y rompe pero poco a poco va entrando en su juego ¿pero hasta donde será capaz de llegar por su amor?

Pues la verdad es que no sé por donde empezar, me ha gustado y no me ha gustado, me ha atraido y me ha repelido, desde luego lo que no me ha dejado es indiferente, tras leer las criticas tanto a favor como en contra me pico la curiosidad y madre mía....

Me ha gustado la historia, la forma en que está contada, que te engancha a pesar de que no te guste la escena, porque desde luego que las escenas son muy fuertes (o por lo menos me lo han parecido a mi) pero están contadas de tal manera que te enganchan, hasta qué punto puede llegar una mujer por amor, cuánto está dispuesta a cambiar y dejar de lado por conseguir satisfacer al hombre que cree que es el amor de su vida,

Porque la autora nos presenta a una mujer fuerte, de armas tomar, que no tiene miedo a decir las cosas bien claritas pero que luego en manos del protagonista es arcilla, todo lo que él dice o hace le parece bien, incluso cuando la engaña para mi de una de las formas mas crueles que he leido, ella le perdona, y lo que comienza siendo una relación sexual consentida va derivando a situaciones cada vez mas complejas, es como si a lo largo de la novela el protagonista fuera abduciendo a Jud y adentrándola cada vez más en su mundo, un mundo de trios, cuartetos, vamos tipo manifestación.

El te atrae y te repele, ya no sólo por sus tendencias sexuales, sino también porque de ser "Aceman" y tratarla de pena pasa a protegerla por una simple quemadura de plancha como si hubiera perdido el brazo, lo que no entiendo es que la trate como una pilingui barata la comparta con todo hijo de vecino y luego se ponga como la niña del exorcista porque un compañero de trabajo le aparta el flequillo, a mi esos cambios de carácter me ponian de los nervios y ella lo pone a caer de un burro y luego con un beso pelillos a la mar.

Pero aun asi la historia me ha enganchado, desde luego intensidad no le falta, ya no sólo por las escenas que son hot, hot, hot sino porque estás deseando saber como va a acabar la historia, si ella por fin se va a plantar y le va a decir lo que vale un peine o va a seguir cayendo en los mismos errores y aguantando sus cambios de humor.

Yo desde luego no lo considero una novela romántica, ni de lejos, para mi es una historia de puro sexo con sentimientos que desde luego están muy lejos de lo que yo considero amor y romanticismo, pero es una buena historia, muy bien contada, con sentido del humor y con mucha intensidad, que cuando acaba te deja desde luego pensativa, y por lo menos a mi deseando leer la continuación.

Valoración: del 1 al 10 le doy un 8.5 

Para escritores

Área de usuarios

Boletín de novedades

Rellene el siguiente formulario para suscribirse.

 
 

mailing marketing by Mailrelay

Colabora con nosotros

banner congreso coruna

Compra tus ebooks en... (2)

¿Tienes ya tu kindle?

Amazon buyvip