¿Cuántas de nosotras hemos fantaseado con un poderoso guerrero escocés, un atrevido pirata, un fiero vikingo o un galante caballero de tiempos anteriores?

Las mismas autoras que nos hacen soñar con ellos, nos acercan la posibilidad de la fantasía hecha realidad con los viajes en el tiempo... quedarse dormida en un antiguo circulo de piedras sagrado, una fuerte tormenta que abre una puerta espacio-temporal o un poco de magia y voilà: ya tenemos una entretenida y bonita historia de amor entre dos personas de tiempos diferentes.

¿Parece sencillo? No lo es tanto. Despertarse rodeado de objetos y personas desconocidos ¡con una forma de hablar diferente incluso tratándose del mismo idioma! y algunas costumbres de lo más extrañas...

Y es que viajar al pasado puede resultar muy incómodo, aunque gracias a las lecciones de historia conocemos algo de lo que nos rodea, pero viajar del pasado al presente es toda una experiencia: pájaros de hierro surcando el cielo, extraños artilugios corriendo a cien kilómetros por hora llevando personas en su interior, y toda clase de objetos desconcertantes. Todos estos cambios pueden causar auténtico dolor de cabeza a quien los está experimentado, pero como lectoras nos encanta ver los equívocos y enredos que pueden crear, y cómo los protagonistas logran acomodarse a dichos cambios, superar las barreras y enamorarse...

Aunque los viajes temporales pueden funcionar en varios sentidos: del presente al pasado o al futuro, o de estos hasta nuestros días, parece bastante claro que lo que más nos interesa es conocer hombres de tiempos anteriores; y es que si nos fijamos bien, en la mayoría de las novelas la protagonista femenina viaja al pasado mientras que ellos se trasladan hasta nuestra época y al final el resultado es el mismo: mujer actual conoce a un hombre del pasado. Hay excepciones como Tiempo Atrás y Nuevos Tiempos, ambos de Nora Roberts, donde dos hermanos del futuro vienen a nuestra época o The Shore Unknown de Coral Smith Saxe en que una joven de la Inglaterra del 1420 aparece sin saber cómo en la California de finales de los 90, o incluso dos protagonistas que viajan juntos en el tiempo como en Tiempo de Amor de Cathie Linz.

 Los viajes temporales en español

Uno de los temas más extensos del género paranormal, ha sido durante muchos años el único conocido en nuestro idioma.

Son muchas quienes recuerdan con especial cariño El Caballero de la Brillante Armadura, de Jude Deveraux; tras su publicación en 1990, se han sucedido más de una veintena de títulos: Hasta la Eternidad de Johanna Lindsey, Guerra y Pasión de Judith O'Brien o No Olvides el Pasado también de Deveraux, mientras en Harlequín encontrábamos títulos como Aquí y Ahora de Beverly Sommers, Fuera del Tiempo de Joan Hohl o Atrapada en el Tiempo de Lynn Erickson.

A principios del nuevo milenio llegaron nuevos viajes temporales de la mano de Virginia Henley o Lynn Kurland, pero lo que causó verdadero furor por este tipo de novelas fue la publicación de Forastera, de Diana Gabaldon y esta pasión no ha hecho sino aumentar desde que debutara en nuestro idioma Karen Marie Moning con El Beso del Highlander.

Hemos podido disfrutar de varias novelas más: El Pirata de Kate Hoffman, El highlander oscuro de Karen Marie Moning, Hechizo del Destino de Lynn Kurland, o los vikingos Sandra Hill, por poner sólo unos pocos ejemplos.

*Artículo realizado por Ealasaid en enero de 2006.

 

Y a continuación os mostramos una relación con nuestras novelas de viajes en el tiempo favoritas y que os recomendamos leer:

forasteratv  atrapada2011  viajera2011 besohighlander ELHIGHLANDEROSCURO
              
buscamentussuenos unamorcontraelvientodebolsillo aunbesodelpasadobols hastalaeternidadzeta masalladeloceanobols
              
hijo de la elcaballerodemis nochesdekarnakb

 

¿Y tus novelas favoritas sobre viajes en el tiempo cuáles son?